Lucha contra las amenazas de seguridad

La campaña para detener la violencia en el fútbol y contrarrestar los peligros de la pirotecnia en los estadios fue uno de los puntos importantes en la Conferencia de Estadios y Seguridad UEFA/Unión Europea de Bucarest.

Más de 300 delegados acudieron a la conferencia
Más de 300 delegados acudieron a la conferencia ©Mircea Maieru

La campaña antiviolencia frente a los peligros de la pirotecnia, la lucha contra el tratamiento de los ataques terroristas y el entrenamiento de las federaciones miembro fueron algunos de los temas que dominaron la agenda de esta semana en la Conferencia de Estadios y Seguridad UEFA/Unión Europea de Bucarest.

Representantes de la UEFA, la UE, las federaciones miembro, los clubes, las fuerzas policiales y otras partes interesadas estuvieron en Rumanía con nuevas propuestas, ideas y visiones, así como recibir la llamada de la UEFA por un enfoque de asociación de varias agencias para asegurar que las personas puedan ver fútbol en un ambiente seguro y acogedor.

En un mensaje a la conferencia, el primer vicepresidente de la Comisión Europea Frans Timmermans llamó a la cooperación eficaz de la policia internacional y las medidas de exclusión difíciles de abordar sobre la violencia en los partidos de fútbol.

"Cada temporada, millones de aficionados al fútbol de todos los países de Europa viajan por Europa para animar a sus equipos. La inmensa mayoría de estos seguidores únicamente se divierten en el partido. Por desgracia, algunos ven en los partidos la oportunidad para el crimen, la perturbación y el gamberrismo (...) Los delincuentes violentos se esconden detrás de los colres de sus selecciones".

"A pesar de que criminales como estos son una pequeña minoría, todavía representan incidentes que afectan a casi la mitad de los partidos UEFA. Quiero ser muy claro, nunca puede ser una excusa para la violencia en el fútbol y el desorden. Esto significa que los gobiernos y la policía deben estar a la vanguardia de su prevención. Hay que mantener a estas personas fuera del fútbol".

Los delegados debatieron los riesgos de salud y seguridad asociados con el uso de la pirotecnia en los estadios, responsables del mayor número de incidentes en los partidos UEFA la temporada pasada.

Miembro del Comité Ejecutivo de la UEFA y vicepresidente del Comité de Estadios y Seguridad UEFA, František Laurinec hizo hincapié en que este fenómeno paneuropeo no debe ser considerado como algo demasiado difícil de tratar.

"La UEFA nunca ha aceptado que una actividad que pone en riesgo la vida y la salud de los aficionados, lo más vital de nuestro deporte, debe ser tolerada", explicó Laurinec.

"Todos tenemos la responsabilidad de explorar todos los caminos en busca de medidas que reduzcan los riesgos. Es un fenómeno que no debe salir de la agenda de nadie".

La amenaza de ataques terroristas en los partidos de fútbol es una prioridad en la lista de preocupaciones, especialmente después de los trágicos eventos en París, Bruselas y Niza durante el año pasado.

La conferencia estuvo de acuerdo en que la cooperación integrada incluya, entre otras cosas, a los gobiernos, policía y fuerzas de seguridad, los organizadores de los partidos y el público en general se necesitan para contrarrestar lo que se identifica como una amenaza real y peligroso.

Dado que los partidos de fútbol y sus grandes multitudes podrían representar un objetivo claro para los terroristas, los controles de seguridad eficaces fuera de los estadios, incluyendo el posible uso de una serie de anillos de seguridad alrededor de los campos, podrían ayudar a detectar y disuadir a los posibles atacantes.

Muy bien preparados y entrenados, el personal de seguridad es esencial como se había demostradocuando un ataque fue frustrado en el partido amistoso de novimebre entre Francia y Alemanie en el Stade de France.

Los buenos elementos de disuasión y el personal de seguridad y los espectadores vigilantes son claves para ayudar a proteger vidas. Mientras que la tecnología es importante en la detección de posibles atacantes, el factor humano era aún más importante, instando a la gente a informar o dar información a la policía sobre cualquier persona sospechosa o sobre incidentes.

Suficiente información clara también es necesaria que se transmita a los espectadores, por ejemplo, en caso de descubrimiento del artefacto sospechoso en un estadio para evitar el pánico y asegurar que las medidas de evacuación se realizan sin dificultad.

La estrategia de seguridad y protección de la UEFA incluye una guía y asistencia constante para las 55 federaciones miembro buscando mejorar la eficacia del trabajo en el sector en todo el continente, y varios ejemplos de proyectos específicos fueron resaltados en Bucarest, incluyendo los cursos de 'formación de entrenadores' para los responsables de comisarios de seguridad.

La asistencia ofrecida y los fondos otorgados por la UEFA ayudan a cada federación miembro a reforzar sus infraestructuras de seguridad y protección, y están, en última instancia, diseñadas para dejar un legado donde cada país adquiere suficiente conocimiento y experiencia para hacer pleno uso de las mejoras prácticas y desarrollar sus propias actividades específicas y programas.