La Fundación de la UEFA se centra en los logros del período 2016/17

En su informe de actividad de 2016/17, la Fundación para la Infancia de la UEFA destaca su trabajo continuo para mejorar las vidas de los niños que viven en circunstancias difíciles y para llevar sonrisas a las caras de los jóvenes.

La alegría del fútbol en el campo de refugiados de Zaatari en Jordania
La alegría del fútbol en el campo de refugiados de Zaatari en Jordania ©UEFA

Desde su nacimiento en 2015, la Fundación para la Infancia de la UEFA está contribuyendo de forma significativa a dibujar sonrisas en los rostros de miles de niños, dándoles la oportunidad de cumplir sus sueños de mirar hacia el mañana con esperanza.

La labor más reciente de la fundación (tanto en Europa como a nivel mundial) como organismo que se ocupa del bienestar y de la protección de los derechos de la infancia principalmente a través del fútbol y de otros deportes, ha quedado reflejada en el informe de actividad de la Fundación para la Infancia de la UEFA de 2016/17.

El informe muestra en hechos, cifras, fotos y gráficos como más de 700.000 niños se beneficiaron de las acciones apoyadas por la fundación a través de 82 proyectos en 66 países. Explica cómo creció el apoyo para los niños refugiados en Europa y Oriente Medio, con especial énfasis en el uso del fútbol como vehículo de alegría y motivación.

Doce nuevos proyectos se lanzaron en Europa y en todo el mundo para apoyar a los niños desfavorecidos, reforzando el trabajo de la fundación en este continente y en otros lugares.

También se fortalecieron las relaciones con las 55 federaciones miembro de Europa. La fundación invitó a las federaciones a seleccionar a los nominados para el Premio de la Fundación para la Infancia de la UEFA 2017. Como resultado, se seleccionaron 20 entidades benéficas que trabajaron conjuntamente con las federaciones nacionales como co-ganadoras del premio.

"Le debemos nuestro éxito al apoyo incondicional de nuestros socios. En primer lugar, la UEFA, pero también a nuestros socios privados", dijo José Manuel Durão Barroso, que se retiró recientemente como presidente de la junta directiva de la fundación.

"Me gustaría agradecer a todos nuestros voluntarios, socios y todos los demás que nos han ayudado a desarrollar aún más nuestras actividades", agregó.

"La Fundación para la Infancia de la UEFA está totalmente comprometida con mejorar las vidas de los niños que viven en circunstancias difíciles y continuará persiguiendo y promoviendo una solidaridad aún mayor, y se esforzará por apoyar aún más proyectos en 2018", finalizó.

Arriba