Eliminatorias de alto voltaje en octavos

Los octavos cuentan con cabezas de serie, pero eso no significa que no pueda haber eliminatorias abiertas como el Real Madrid - Paris Saint-Germain. Recordamos otros memorables cruces en esta ronda.

El Barcelona - Paris estuvo a la altura la pasada temporada
El Barcelona - Paris estuvo a la altura la pasada temporada ©Getty Images

Los octavos de final de la UEFA Champions League suelen ser un puente entre la fase de grupos y los cuartos de final, donde los equipos ya tienen licencia para soñar por el título.

El arranque de los octavos de final enfrenta a los ganadores de grupo contra los segundos clasificados. Hay favoritos, pero sobre el papel, porque luego es el cesped el que dicta sentencia. ¿Alguien se atreve a pronosticar con claridad un favorito en el Real Madrid - Paris Saint-Germain?

Echamos la vista atrás y recordamos otros enfrentamientos que acabaron con sorpresa.

2016/17: Paris Saint-Germain - Barcelona 4-0/1-6 (Global: 5-6)
El Paris, invicto en la fase de grupos, también buscaba su primer título de la UEFA Champions League la pasada temporada cuando se enfrentó al Barcelona, una opinión que se vio reforzada cuando dos goles de Ángel Di María ayudaron al conjunto galo a lograr una ventaja casi insalvable en el partido de ida. En la vuelta, el Barcelona estaba eliminado en el 88' de la vuelta cuando iba ganando por 3-1, hasta que llegaron tres goles en la recta final.

Neymar se puso a trabajar, reduciendo la desventaja con un excelente tiro libre con rosca, luego Luis Suárez marcó desde el punto de penalti, y en 95' Sergi Roberto estableció un nuevo récord en la competición anotando la improbable diana de la remontada. Neymar, en un guiño del destino, estará esta vez en las filas del Paris cuando se mida al Madrid.

2015/16: Juventus - Bayern de Múnich 2-2/2-4 en la prórroga (Global: 4-6)
Estas eliminatorias no son siempre espectaculares, pero como el Paris y el Barcelona un año después, la Juve, subcampeón de la temporada anterior, y el Bayern, equipo más goleador en la fase de grupos, dieron todo un espectáculo. La Juve no había encajado en casa durante la fase de grupos y solo había recibido siete tantos en sus 18 encuentros disputados en Turín durante toda la campaña, pero el Bayern ya iba en el 55' del primer partido con una ventaja de dos tantos, aunque los 'bianconeri' tuvieron la suerte de igualar la eliminatoria.

Luego en el choque de vuelta la Juve se puso por delante con dos goles tempraneros, pero un tanto de Robert Lewandowski a falta de 17 minutos para el final y un tanto de Thomas Müller de cabeza llevaron igualaron la eliminatoria en a la prórroga. El suplente Thiago Alcántara y el cedido de la Juve, Kingsley Coman, ganaron el partido para el Bayern en la prórroga.

©Getty Images

2012/13: Real Madrid - Manchester United 1-1/2-1 (Global: 3-2)
Al igual que el Paris, el Madrid se encontró con la eliminatoria más complicada de los octavos de final tras no ser líder de su grupo. En su última temporada en el Madrid, José Mourinho definió el choque como "el partido que el mundo quería ver", midiéndose al que sería su futuro club (el United) y en lo que resultó ser la última eliminatoria europea de Sir Alex Ferguson.

Y fue un exjugador del United, Cristiano Ronaldo, quien puso las tablas en el partido de ida tras la diana de Danny Welbeck. El United partía pues con una ligera con ventaja, pero un tanto en propia puerta de Sergio Ramos en Old Trafford, el Madrid resurgió tras la expulsión de Nani gracias a los tantos del suplente Luka Modrić y, cómo no, de Ronaldo.

©Getty Images

2010/11: Inter de Milán - Bayern de Múnich 0-1/3-2 (Global: 3-3, el Inter se clasifica por el valor doble de los goles a domicilio)
Un año después del enfrentamiento en la final, el Inter (superado en su grupo por un Tottenham liderado por Gareth Bale) se midió de nuevo al Bayern, y la venganza del equipo germano apareció con el único tanto del partido de Mario Gomez en Milán en el 90'.

Anteriormente sólo en una eliminatoria de la UEFA Champions League un club había avanzado tras caer en casa en el partido de ida, pero el Inter no soltó el título fácilmente y aunque el tanto inicial de Samuel Eto'o fue rápidamente superado por las dianas de Gomez y Müller, luego Wesley Sneijder empató y, a dos minutos del final, Goran Pandev aseguró que los corazones del Bayern se rompieran de nuevo. 

2006/07: Barcelona - Liverpool 1-2/1-0 (Global: 2-2, el Liverpool se clasifica por el valor doble de los goles a domicilio)
Aquí se enfrentaron los dos últimos campeones, así que no fue extraño que la eliminatoria fuera muy igualada. En el partido de ida Deco puso al Barça por delante con un tanto tempranero, pero un cabezazo de Craig Bellamy superó a Víctor Valdés y el delantero galés John Arne Riise marcó el tanto del triunfo. Eidur Gudjohnsen anotó a falta de 15 minutos para el final en Andield, pero a diferencia del Inter cuatro años antes, los goles a domicilio fueron en contra del Barcelona.

Arriba