Francia se lleva el título bajo el diluvio

Francia conquistó su cuarto Campeonato de Europa Femenino Sub-19 de la UEFA ante una España que alcanzaba su tercera final consecutiva. Pero la gran final de Senec estuvo un poco fuera de la normalidad.

France celebrate
©Sportsfile

Puede que para algunos entrase dentro de la normalidad que Francia conquistase su cuarto Campeonato de Europa Femenino Sub-19 de la UEFA y que lo que hiciese ante una España que alcanzaba su tercera final consecutiva. Pero la gran final de Senec estuvo un poco fuera de la normalidad.

El partido comenzó con un sol brillante, pero cuando Grace Geyoro puso a Francia por delante se inició el diluvio. En el descanso el diluvio se había convertido en un verdadero aguacero que obligó a la suspensión del partido. Durante dos horas hubo trabajos de mejora del terreno de juego para reanudar el encuentro al día siguiente. Pero finalmente el césped se declaró apto y el partido pudo retomarse.

No mucho después la guardameta gala Mylène Chavas detuvo un penalti a Nahikari García y con un poco de ayuda de un terreno de juego muy rápido Marie-Antoinette Katoto hizo su sexto tanto en Eslovaquia (más que nadie) para subir el 2-0 al marcador. Lucía García recortó distancias aprovechando un disparo de Nahikari, que a su vez dispuso de una inmejorable ocasión para devolver las tablas al marcador en los últimos compases.

Aquel fue realmente el segundo encuentro detenido por las condiciones climatológicas en una fase final disputada casi en totalidad bajo un brillante sol. El choque entre Noruega y Eslovaquia tuvo que suspenderse en el segundo tiempo con 0-0 en el marcador debido a un campo anegado. La victoria simultánea de Francia ante Holanda por 2-1 hizo que estos dos combinados certificasen su clasificación en el Grupo A, por lo que no hubo necesidad de que se reanudase el partido suspendido, confirmando un empate sin goles que dio a la anfitriona Eslovaquia su primer punto en una fase final femenina de la UEFA.

La debutante Eslovaquia había perdido por 6-0 ante Holanda y Francia, que a su vez había caído por 1-0 ante Noruega. Holanda venció a las noruegas también por la mínima, un partido que resultó clave en el grupo.

España, por su parte, dominó el Grupo B. Venció a Alemania por 1-0, a la debutante en la fase final Austria por 4-0 y a Suiza por 5-0. Fueron precisamente las helvéticas las que también lograron el pase después de vencer a Austria por 4-0 y a Alemania por 4-2. Las germanas ganaron a Austria por 3-1 para ser terceras, encadenando su quinto torneo sin lograr el título.

Gracias a sus once goles, las semifinales fueron las más goleadoras de la historia. Francia comenzó por detrás en el marcador, pero una doble sustitución cambió el partido. Clara Mateo, una de las jugadoras que entró al campo, anotó dos goles y asistió en el otro en un período de nueve minutos para una victoria final de 3-1. En el otro encuentro España venció a Holanda por 4-3 en un partido de gran calidad y varios goles desde la lejanía.

A pesar de ello, España cayó en la gran final por tercera edición consecutiva. También ha hecho lo mismo en la categoría femenina sub-17, logrando tan sólo la victoria de 2015. Nuria Garrote, Nahikari y Andrea Sánchez formaron parte de las tres últimas plantillas sub-19, por lo que ya han jugado cuatro fases finales de categorías inferiores de la UEFA, todo un récord en categoría masculina o femenina. Los 22 partidos de Nahikari en fases finales de categorías inferiores de la UEFA y los 40 de Sánchez incluyendo la fase de clasificación, también son las mejores marcas históricas.