Hodgson, orgulloso de dirigir a Inglaterra

El ex entrenador de Liverpool y Fulham es el hombre elegido para liderar a la selección de su país en la UEFA EURO 2012 después de que la federación de su país le nombrase sucesor de Fabio Capello.

El ex entrenador de Liverpool y Fulham es el hombre elegido para liderar a la selección de su país en la UEFA EURO 2012 después de que la federación de su país le nombrase sucesor de Fabio Capello.

Inglaterra acudirá a la UEFA EURO 2012 con Roy Hodgson como seleccionador después de que la Federación de Fútbol de Inglaterra (FA) confirmase su nombramiento para los próximos cuatro años.

Hodgson sustituye así a Fabio Capello, que abandonó el cargo en febrero. Sólo tendrá dos amistosos (ante Noruega en Oslo el 26 de mayo y ante Bélgica en Wembley el 2 de junio) antes de que Inglaterra se embarque en la EURO cuando se mida a Francia en Donetsk el 11 de junio.

"Roy ha sido nuestro primer candidato. Enseguida acordamos que Roy era la persona adecuada para dirigir a la selección en el Campeonato de Europa y en los futuros torneos”, dijo David Bernstein, presidente de la Federación de Fútbol de Inglaterra, en una rueda de prensa. 

"Ha habido unanimidad al elegir a roy: un entrenador con mucha experiencia en el fútbol internacional y europeo. Es la primera vez que la FA nombra a un seleccionador que no ha tenido antes experiencia internacional. Esto, estoy seguro, será de gran ayuda para que haga los ajustes pertinentes al llegar del fútbol de clubes".

Hodgson dijo sentirse muy orgulloso al aceptar este puesto de trabajo, lo máximo a niveles de entrenador. “Es un día muy orgulloso para mí. Soy un hombre muy feliz después de que me ofrecieran dirigir a mi país. Estoy deseando afrontar esta tarea, todo el mundo sabe que no es fácil pero también creo que todo el mundo estará con la selección porque al final es lo que cuenta, y la selección la que ganará los partidos", dijo.

Hodgson añadió que quiere llevar a Inglaterra a la victoria en la UEFA EURO 2012, y que la lista para la cita estival no la dará hasta que termine la temporada, para así tener el máximo tiempo posible para “hacer la búsqueda” y “hablar con los jugadores” antes de elegir el grupo. El seleccionador, de 64 años, también se ha comprometido a dirigir los dos últimos partidos del West Bromwich Albion en la Premier League (ante el Bolton Wanderers FC y Arsenal FC), antes de centrarse en la cita de Polonia y Ucrania.

“Inglaterra siempre tiene que afrontar un torneo así con el ánimo de vencer, porque somos una potencia futbolística. Será complicado porque he llegado tarde, pero creo que los jugadores estarían decepcionados si no lo intentamos”.

La FA anunció este domingo que había comenzado las negociaciones con el técnico de 64 años del West Bromwich Albion FC, donde está desde febrero del pasado año. El contrato de Hodgson con el equipo finaliza este verano.

Inglaterra ha estado sin seleccionador desde la dimisión de Capello. El entrenador de la sub-21, Stuart Pearce, dirigió al combinado en la derrota por 2-3 ante Holanda a finales de febrero.

Hodgson ha tenido varias experiencias en el fútbol internacional con las selecciones de Suiza, Emiratos Árabes Unidos y Finlandia. En el banquillo helvético acabó con una racha de 28 años sin alcanzar la fase final de un gran torneo con la Copa Mundial de la FIFA de 1994, cuando alcanzó los octavos. También lideró a Suiza en la clasificación para la EURO '96, pero fichó por el FC Internazionale Milano antes de la fase final.

En una entrevista con UEFA.com el pasado año, Hodgson describía las diferencias que tiene entrenar a una selección al declarar: "Pienso que la mayor diferencia para mí fue la naturaleza del trabajo y lo que se me demandaba. Uno necesita más tiempo de preparación, que es algo bueno, y que lo fue para mí. Siempre sentí que era capaz de ir y hablar de verdad con los expertos de los rivales, porque tuve la ocasión de seguirles y estudiarlos y preparar los vídeos".

Conocido como un entrenador al que le gusta estar a pie de campo, Hodgson también ve posibles peligros en esta labor. "Por supuesto que existe un riesgo siendo seleccionador nacional, porque después de períodos de inactividad uno intenta hacer mucho en poco tiempo", comentó.

"Uno olvida también que los jugadores, que llegan desde un entorno de trabajo diario, vienen a ti un poco cansados de las sesiones de entrenamiento de sus clubes. Intentas sacar el máximo y demandar mucho de ellos en las sesiones de entrenamiento. Puede ser un trabajo peligroso para la gente como yo, que les gusta estar en el campo con los jugadores".

Hodgson se enfrentará a estos retos y a más en su nuevo rol, pero podrá utilizar sus casi cuatro décadas de experiencia en el trabajo de entrenador, una carrera que inició en el Halmstad BK sueco a mediados de los 70.

Desde entonces Hodgson ha dirigido clubes en otros cinco países: Suiza, Italia, Dinamarca, Noruega y, por supuesto, Inglaterra. Volvió a su país en 2007 para hacerse cargo del Fulham FC y llegó a la final de la UEFA Europa League en 2010, algo que ya hizo con el Inter en la Copa de la UEFA de 1997. También tuvo una breve etapa como entrenador del Liverpool.

Arriba