Los play-offs más memorables

Con ocho equipos jugándose su plaza en la fase final de la EURO 2016 a partir de este jueves, UEFA.com repasa los cinco mejores partidos que se han vivido hasta el momento en esta ronda.

Portugal celebra su triunfo sobre Bosnia y Herzegovina en 2011
Portugal celebra su triunfo sobre Bosnia y Herzegovina en 2011 ©Fedja Krvavac

Con ocho equipos jugándose su plaza en la fase final de la UEFA EURO 2016 en los play-offs que arrancarán este jueves, UEFA.com aprovecha la oportunidad para repasar los cinco mejores partidos de play-offs que se han vivido desde su introducción en la fase de clasificación de la EURO '96.

1995: Irlanda - Holanda 0-2
La primera eliminatoria de play-offs que se jugó fue necesaria para decidir qué equipo lograba la última plaza que daba acceso a jugar la fase final de Inglaterra, y el país anfitrión fue el lugar donde se disputó el enfrentamiento a partido único entre los dos equipos que habían terminado segundos con un peor balance goleador. Anfield, el campo del Liverpool, fue el lugar escogido para el partido, un lugar que solo está separado de la Isla Esmeralda por el Mar de Irlanda.

Los seleccionadores Guus Hiddink y Jack Charlton
Los seleccionadores Guus Hiddink y Jack Charlton©Getty Images

Pero fue el equipo holandés el que salió victorioso, y es que el combinado de Guus Hiddink se llevó la contienda gracias a dos goles de un joven Patrick Kluivert. "Clarence Seedorf dirigió el espectáculo", recuerda el irlandés John Aldridge, aunque las cosas no terminaron muy bien para el centrocampista alemán en la fase final, y es que falló su penalti en la decisiva tanda ante Francia en los cuartos de final.

1999: Eslovenia – Ucrania 3-2
La edición de los play-offs del 2000 se amplió a cuatro enfrentamientos a doble partido y el triunfo de Eslovenia sobre Ucrania fue sin duda el gran protagonista. Eslovenia logró la clasificación para su primera fase final a pesar de empezar perdiendo tanto en la ida como en la vuelta, con Andriy Shevchenko colocando a Ucrania por delante, una selección que terminaría con nueve, antes de que Zlatko Zahovič y el substituto Milenko Ačimovič dieran la vuelta al marcador para el conjunto local en el partido de ida.

El esloveno Miran Pavlin durante el encuentro ante Ucrania
El esloveno Miran Pavlin durante el encuentro ante Ucrania©Getty Images

En la vuelta celebrada en Kiev, Serhiy Rebrov adelantó a Ucrania antes de que a falta de 12 minutos para el final Miran Pavlin lograra el empate para Eslovenia en un complicado partido en tierras ucranianas, y es que el balón blanco apenas se podía ver por televisión debido a la nieve que había sobre el campo. Lo que sí vieron los espectadores fueron las celebraciones de los eslovenos. "Ahora somos los héroes", proclamó el seleccionador ganador Srečko Katanec.

1999: Escocia – Inglaterra 1-2
La ventaja de jugar en casa no les sirvió de mucho a los dos combinados británicos y es que ambos perdieron sus partidos como locales. La Inglaterra de Kevin Keegan parecía que iba a lograr con facilidad la clasificación para la fase final que se iba a celebrar en Holanda y Bélgica después de que Paul Scholes marcara los dos goles del partido de ida en Hampden Park. "Lo tiene todo, es un jugador realmente talentoso. Hemos estado fantásticos", comentó Keegan.

Paul Scholes marcó ante Escocia en Hampden Park
Paul Scholes marcó ante Escocia en Hampden Park©Getty Images

Pero fueron los escoceses los que estuvieron fantásticos en el partido de vuelta. Don Hutchinson marcó en el minuto 38 de cabeza pero a pesar de sus intentos por empatar la contienda, y de que Inglaterra no lanzara ni una vez a puerta, fue el conjunto local el que logró una plaza en la fase final. "Nos hemos merecido más de un gol", comentó el seleccionador escocés Craig Brown tras el partido, con Escocia quedándose fuera del que sería el primero de los nueve grandes torneos consecutivos de los que se ha quedado fuera.

2003: Letonia – Turquía 3-2
Turquía venía de alcanzar las semifinales de la Copa Mundial de la FIFA de 2002 y se quedó a las puertas de acabar al frente del Grupo 7 de la fase de clasificación por lo que nadie le daba muchas opciones a Letonia, que buscaba su primera presencia en un gran torneo. Pero los que no confiaban en Letonia no pensaban en el gran espíritu de lucha del equipo de Aleksandrs Starkovs, y es que un gol de Māris Verpakovskis le dio la victoria en Riga por 1-0. Parecía que la normalidad se había restaurado cuando cuatro días después en Estambul los goles de Ilhan Mansiz (20') y Hakan Şükür (64') colocaron a Turquía con una ventaja de 2-0 esa noche y por 2-1 en el global de la eliminatoria.

Letonia celebró su triunfo en Estambul
Letonia celebró su triunfo en Estambul©Getty Images

Sin embargo, en el 65' una falta botada por Juris Laizāns acabó en el fondo de la red y más tarde Verpakovskis selló con su tanto una histórica clasificación para Letonia. "Hemos sorprendido a Europa", comentó el seleccionador Aleksandrs Starkovs. "Este es el mayor logro de la historia del fútbol en Letonia", añadió el presidente de la Federación Letona de Fútbol (LFF) Guntis Indriksons.

2011: Portugal – Bosnia y Herzegovina 6-2
Solo un gol en el minuto 78 de Samir Nasri desde el punto de penalti en el último encuentro del Grupo D en París evitó que Bosnia y Herzegovina se clasificara de forma automática para la que hubiese sido su primera fase final así que los dragones eran realmente optimistas cuando además empataron a cero en el partido de ida celebrado en Zenica.

Cristiano Ronaldo en el partido de vuelta
Cristiano Ronaldo en el partido de vuelta©Getty Images

Pero el encuentro de vuelta en Lisboa fue una historia completamente diferente, con Cristiano Ronaldo siendo el gran protagonista en la goleada del combinado luso sobre el equipo de Safet Sušić. El jugador del Real Madrid marcó dos goles y Hélder Postiga anotó otros dos en el contundente triunfo por 6-2. En la fase final, Portugal demostró su poderío alcanzando las semifinales, donde cayó ante la que después sería campeona España en la tanda de penaltis. "Es una victoria especial, nos tenemos que felicitar por haberlo conseguido. Los portugueses se lo merecían", apuntó Nani, otro de los goleadores de la noche".

Arriba