La UEFA premia a Eusébio

Michel Platini entregará el galardón Presidente de la UEFA 2009 a la ex estrella de Portugal antes del choque de vuelta del martes entre Benfica y Hertha de la Europa League.

La UEFA premia a Eusébio
La UEFA premia a Eusébio ©UEFA.com

Eusébio, la leyenda de Portugal de las décadas de 1960 y 1970 cuyas habilidades, velocidad y habilidad goleadora le valieron el apodo de 'La Pantera Negra', ha sido honrado por su inestimable contribución al fútbol con el Premio Presidente de la UEFA de 2009.

El delantero centro nacido en Mozambique, quien se hizo un nombre en el SL Benfica y cuyos goles llevaron a Portugal a las semifinales de la Copa Mundial de la FIFA en 1966, se prepara para recibir el premio de manos del presidente de la UEFA, Michel Platini, antes del partido de vuelta de los dieciseisavos de final de la UEFA Europa League del martes entre el Benfica y el Hertha BSC Berlin en el Estádio do Sport Lisboa e Benfica, frente a unos aficionados que le adoraron durante una década y media. La presentación tendrá lugar en el terreno de juego del famoso estadio lisboeta a las 16:50 hora local.

Eusebio es la última gran estrella del fútbol en recoger el Premio Presidente de la UEFA, que reconoce logros sobresalientes, la excelencia profesional y las ejemplares cualidades personales. El 18 de febrero de 2008, Michel Platini entregó su primer Premio Presidente de la UEFA a Alfredo di Stéfano, el as de ataque de un Real Madrid CF que lo ganó todo en la década de 1950 y a principios de la década de 1960. El 29 de abril de 2009 Platini honraba a otro ilustre nombre con el premio, el héroe del Manchester United FC y de Inglaterra, Sir Bobby Charlton. El galardón, que fue introducido por la UEFA en 1998, se centra especialmente en los verdaderos protagonistas, los jugadores, quienes han incrementado el desarrollo y el éxito del deporte.

Ahora, Eusébio da Silva Ferreira, nacido el 25 de enero de 1942, se convierte en el tercer galardonado en reconocimiento a una fantástica carrera. Marcó 41 goles en 64 partidos con Portugal, y fue el máximo anotador del torneo con nueve tantos en la Copa Mundial de 1966 en Inglaterra, llevando a su país hasta las semifinales antes de quedar eliminado en Wembley ante los anfitriones y posteriores ganadores del trofeo final. Fue votado como Futbolista Europeo del Año en 1965 y ganó dos veces la Bota de Oro, en 1968 y 1973.

Un periodo de 15 años con el Benfica, entre 1960 y 1975, le permitió adquirir un estatus de culto entre los aficionados del club lisboeta, así como once títulos nacionales y cinco copas, y también actuó en el Sporting Clube de Lourenço Marques en Mozambique y en varios equipos de América del Norte, México y Portugal antes y después de su paso por el Benfica. En total, los registros muestran que marcó 727 goles en 715 partidos con la camiseta del Benfica.

"Es un gran privilegio para mí entregar el Premio Presidente de la UEFA a Eusebio, uno de los más grandes goleadores de todos los tiempos y un gran embajador para el fútbol. Eusebio es un gigante en nuestro deporte y los valores como la abnegación, el juego limpio y el respeto, transmitidos a lo largo de su exitosa carrera tanto dentro como fuera del campo, han hecho de él un buen ejemplo para las generaciones futuras", declaró Michel Platini.

En 1968, Eusébio se ganó los aplausos por un fino gesto de deportividad en la final de la Copa de Europa de Clubes entre el Benfica y el Manchester United en Wembley. En los instantes finales del tiempo reglamentario, con el marcador 1-1 y antes del triunfo final del United por 4-1, se abalanzó sobre el portero del equipo inglés Alex Stepney, sólo para ver al guardameta realizar una gran parada a su poderoso disparo a bocajarro. Eusébio olvidó su decepción para aplaudir y darle una palmada en la espalda a Stepney por su esfuerzo.

"Es un gran honor para mí recibir este premio de manos del Presidente de la UEFA en mi estadio, frente a los aficionados del Benfica. Todos los éxitos obtenidos durante mi carrera y el contacto con los aficionados me han hecho consciente de mi responsabilidad de actuar como un ejemplo en el mundo del fútbol. Incluso fuera del campo, me comprometo todos los días de mi vida a la promoción del deporte más grande de la tierra", dijo Eusebio.

La gloria europea a nivel de clubes también llegó para Eusebio. Lideró al Benfica a un triunfo memorable en la Copa de Europa de 1961/62, la antecesora de la actual UEFA Champions League, al marcar dos goles en la victoria final por 5-3 sobre el Real Madrid CF en Ámsterdam, en una actuación que ayudó a lanzar su carrera. En total, anotó 59 goles en 78 partidos en competiciones de clubes de la UEFA.