Un nuevo amanecer para el fútbol sala

La primera fase final de la UEFA Champions League de Fútbol Sala llegó a su final en Almaty, pero dejará un gran recuerdo en el Kairat, anfitrión, así como también en los aficionados y jugadores del Barça, Inter FS y Sporting CP.

©Sportsfile
La UEFA Champions League de Fútbol Sala se disputó en Almaty (Kazajstán)
La UEFA Champions League de Fútbol Sala se disputó en Almaty (Kazajstán)©Sportsfile

El Fútbol Sala de clubes ha sufrido una revolución en Europa. Desde el comienzo de temporada, la UEFA cambió el nombre de su torneo de clubes insignia pasando de Copa de la UEFA de Fútbol Sala a la UEFA Champions League de Fútbol Sala, que ahora está acompañada de un nuevo trofeo y una nueva marca de competición. El objetivo del cambio es el de dar una oportunidad al fútbol sala de clubes de obtener una mayor repercusión y desarrollar un perfil más alto

"El Fútbol Sala europeo puede prever un futuro brillante ya que la nueva estrategia de la UEFA para este deporte comienza a tener un impacto significativo", dijo el Presidente de la UEFA Aleksander Čeferin.

"Importantes decisiones tomadas por parte de la UEFA para los partidos de clubes y de selecciones nacionales está mejorando el estatus del fútbol sala y fortaleciendo su atractivo. Y las señales son particularmente prometedoras para el fútbol de clubes en el continente".

Este año vivimos un nuevo nombre y un nuevo trofeo para la competición
Este año vivimos un nuevo nombre y un nuevo trofeo para la competición©Sportsfile

La decisión de cambiar el nombre de la competición y sus activos de marca después de 17 temporadas fue presentada por el Comité de Fútbol Sala y Fútbol Playa de la UEFA tras un exhaustivo análisis en el que participaron numerosos interesados, incluidos clubes, jugadores, entrenadores, periodistas y aficionados. Ello fue validado después por el Comité Ejecutivo de la UEFA en abril de 2017 en Helsinki.

La fase final de este año se llevó a cabo en Almaty, Kazajstán. Los aficionados se mostraron apasionados y conocedores del deporte, ya que el equipo local, el Kaitat, ha destacado como una potencia europea en el fútbol sala en la última década.

Los aficionados acudieron al Almaty Arena para ver cómo se desarrolló la acción y durante ello crearon un ambiente digo del evento. La semifinal entre el Kairat y el Barcelona, con 12.090 aficionados, fue un récord en la competición.

La semifinal entre Kairat y Barça congregó a 12.090 espectadores, un nuevo récord
La semifinal entre Kairat y Barça congregó a 12.090 espectadores, un nuevo récord©Sportsfile

"Estoy acostumbrado a escuchar este tipo de ambiente en el fútbol, pero en los últimos años he empezado a notar una gran diferencia", aseguró el presidente del Sporting CP, Frederico Varandas. "Este año ha estado en un nivel diferente desde la introducción de la UEFA Champions League de Fútbol Sala. La marca es diferente y es una buena manera para ayudar al desarrollo en el futuro". 

Para Kakà, entrenador del Kairat, la decisión de cambiar el nombre del torneo es importante porque el nuevo nombre da, en su opinión, un mayor prestigio a la competición.

"Los aficionados que vienen a ver los partidos no van a ver la Copa de la UEFA de Fútbol Sala, asisten a la UEFA Champions League de Fútbol Sala", explicó.

El Sporting CP ganó el primer torneo bajo esta denominación
El Sporting CP ganó el primer torneo bajo esta denominación©Sportsfile

"Esto es completamente diferente. Te sientes como si estuvieras en un partido de la UEFA Champions League, lo cual es especialmente importante para aquellos aficionados que no tienen la oportunidad de asistir a un partido de fútbol en esa competición". 

La mayoría de los aficionados que asistieron a la final abandonaron la pista algo desilusionados después de que el Sporting CP lograra su primera victoria en la competición, tras haber sido subcampeón en tres ocasiones. Sin embargo, para el equipo de la capital portuguesa, hubo júbilo.

"Vengo de un país donde el futsal es el segundo deporte y tiene mucha popularidad y fuerza. A la gente le encanta el fútbol sala", dijo Varandas.

"Esta fase final del torneo debe ser vista por todas las federaciones de fútbol. Por ejemplo, en Portugal, cuando el Sporting CP juega contra el Benfica (en el fútbol sala) el ambiente es increíble, y si el estadio tuviera una capacidad para 20.000 espectadores, se agotarían todas las entradas. Creo que ya es hora de que los grandes clubes de Europa miren hacia el fútbol sala".

Arriba