El regreso del fútbol: UEFA está preparando una vuelta segura de sus competiciones de élite.
Más información >

 

Federación de Fútbol de Moldavia

La Federación de Fútbol de Moldavia desea desarrollar este deporte desde las raíces.

Federación de Fútbol de Moldavia
Federación de Fútbol de Moldavia ©FMF

La Federación de Fútbol de Moldavia (Federaţia Moldovenească de Fotbal o FMF) se fundó en 1990, pero la historia del fútbol en Moldavia se remonta a mucho tiempo atrás.

De hecho, antes de esa fecha y como una de las quince ex repúblicas de la URSS, Moldavia pertenecía a su federación de fútbol, al ser la República Socialista Soviética de Moldavia. La primera prueba para la recién formada FMF fue triple: organizar un campeonato de fútbol independiente, unirse a la comunidad internacional de fútbol y establecer una selección nacional moldava.

Sin embargo, los clubes moldavos continuaron participando en las ligas soviéticas durante la temporada 1990/91, a pesar de que se hizo historia el 7 de julio de 1990 cuando la selección nacional disputó su primer partido oficial contra Georgia. El partido concluyó con una derrota por 2-4, y un año después empató 1-1 contra Lituania. Había pocos rivales a los que enfrentarse entonces, y Moldavia necesitaba un permiso para competir contra cualquier miembro de la FIFA o de la UEFA. En 1993, la FMF logró la adhesión a la UEFA y un año después, la de la FIFA.

En casa, en marzo de 1992, comenzó la Liga nacional, Divizia Naţională, con 12 clubes participantes, y la Copa de Moldavia, con 32 equipos inscritos. El fútbol estaba en movimiento.

La integración de Moldavia continuó al entrar en las competiciones europeas por primera vez en agosto de 1993. El CSF CSF Zimbru Chisinau, el FC Nistru Otaci, el FC Sheriff y el FC Agro Chisinau fueron los participantes. Un año después, la atención se centró en el combinado nacional. En septiembre de 1994, Moldavia jugó contra Georgia en su capital, Tbilisi. Fue su primer partido en la fase de clasificación para la EURO 96™ y terminó con la victoria moldava por 0-1. Fue su primera victoria en una competición internacional. Los siguientes partidos contra Alemania, Italia e Inglaterra tuvieron un valor inestimable para el desarrollo del equipo nacional. En abril de 2008 subió hasta el puesto 37 del ránking de la FIFA.

El fútbol juvenil también se ha desarrollado rápidamente, gracias a los esfuerzos realizados por la FMF en el ámbito del fútbol base. Estos intentos se han visto recompensados con éxito, el más notable fue la clasificación para el Campeonato de Europa UEFA Sub-17 en Dinamarca, en 2002. Los sub-21 derrotaron rivales del calibre de Alemania, Israel y Noruega, mientras que no pasó del empate ante Inglaterra, Rumanía y Holanda. Iniciativas como el programa Gugutsa para niños de entre cinco y nueve años, la introducción de la Copa de la Federación Moldava para selecciones Sub-16 y una mejora de las bases, han contribuido a lograr este impacto.

La mejora en el campo se ha visto acompañada con el progreso fuera del mismo. Con el apoyo tanto de la UEFA como de la FIFA, los proyectos diseñados para mejorar las infraestructuras han dado sus frutos. Estos incluyen la nueva sede de la FMF, en la ciudad de Chisinau, los nuevos campos de fútbol artificial y un moderno campo de entrenamiento para el uso de las selecciones nacionales. La suma de esfuerzos del programa 'Hat-Trick' de la UEFA y el programa Todos Juntos de l FMF ayudaron en la construcción de más de 340 mini campos de hierba artificial.

Algunos clubes están intentado seguir el modelo del Zimbru en la mejora de sus instalaciones. El nuevo estadio del Sheriff y el campo de entrenamiento de Tiraspol están entre los mejores de Europa. Se espera que estas iniciativas provoquen la irrupción de grandes jugadores moldavos que puedan seguir los pasos de Igor Dobrovolsky. Dobrovolsky, campeón olímpico en 1988 y una de las estrellas de la selección de la URSS en los primeros años de la década de los 90, es un buen objetivo a seguir y emular por parte de los jóvenes.

Por último, el Sheriff ha participado en tres fases de grupos de la UEFA Europa League, logrando victorias ante equipos como el FC Dynamo Kyiv, el FC Twente y el Tromso IL. En noviembre de 2014, la FMF, con el respaldo de la UEFA, abrió un nuevo pabellón de fútbol sala en Ciorescu que acogerá partidos de la ronda preliminar de la Eurocopa de Fútbol Sala de la UEFA de 2016.

Presidente

Leonid Oleinicenco

Leonid Oleinicenco
Leonid Oleinicenco©FMF

 

Nacionalidad: moldava
Fecha de nacimiento: 14 de diciembre de 1981
Presidente de la federación desde: 2019

• Leonid Oleinicenco es un financiero profesional que comenzó su carrera en la Federación Moldava de Fútbol (FMF) en 2009. Fue director financiero durante siete años, y se convirtió en director ejecutivo en 2016.

- En 2016, emprendió estudios de gestión de fútbol en la Universidad de Lausana en Suiza. Ha participado activamente en el desarrollo de la FMF, ganando prestigio en la comunidad futbolística moldava, y fue elegido presidente de la FMF en mayo de 2019.

- Oleinicenco tiene la intención de continuar la estrategia seguida por la federación durante el mandato del ya expresidente Pavel Cebanu. "Durante mucho tiempo, 10 años, he sido parte de este equipo", dijo. "Estamos en el proceso de reforma, y seguiremos trabajando en el desarrollo del fútbol moldavo".

Secretario General

Nicolai Cebotari

Nicolai Cebotari
Nicolai Cebotari©UEFA.com

Nacionalidad: moldava
Fecha de nacimiento: 21 de mayo de 1958
Secretario general de la federación desde: 1998

• Cebotari, nacido en Chisinau, se formó en las categorías inferiores del FC Nistru Otaci, y pasó once temporadas en el club como portero. Fue elegido jugador del año en el Nistru en 1986 y 1990. En 1981 se graduó en la Universidad Estatal de Pedagogía de Chisinau con una licenciatura en educación física.

• Cebotari, máster de Deportes de la URSS (un grado otorgado a deportistas profesionales), también jugó en el FC SKA Kyiv, el FC Zaria Balti y el FC Bukovyna Chernivtsi. Después de poner fin a su etapa como jugador, trabajó como entrenador en varios clubes moldavos, y recibió el título de Entrenador Honorífico de Moldavia.

• Fue elegido secretario general de la Federación Moldava de Fútbol (FMF) en marzo de 1998, y ha sido reelegido cuatro veces desde entonces. Cebotari lleva desde 2007 siendo miembro del Comité de Medios de Comunicación de la UEFA.

Arriba