El Kilmarnock da la campanada

El equipo de Ayrshire dio la gran sorpresa y conquistó la primera Copa de la Liga de Escocia de su historia con su victoria por 1-0 al Celtic en Hampden Park.

Dieter Van Tornhout anotó un tanto que vale un título
Dieter Van Tornhout anotó un tanto que vale un título ©Getty Images

El Kilmarnock FC dio la gran sorpresa y conquistó la primera Copa de la Liga de Escocia de su historia con su victoria por 1-0 al Celtic FC en Hampden Park.

El suplente Dieter Van Tornhout and y el portero Cameron Bell fueron los héroes del club de Ayrshire club. El delantero belga celebró su 27 cumpleaños de la forma forma posible, con un cabezazo a seis minutos para el final. Bell, por su parte, fue nombrado jugador del partido gracias a sus intervenciones. Este resultado acaba con una racha del Celtic de 26 partidos invicto en su país y deja al equipo de Neil Lennon sin su ansiado 'triplete'.

"Me siento muy emocionado en este momento. Es brillante, fantástico. Es algo que demuestra el compromiso que han tenido los chicos. Lo hicimos por nuestro entrenador. Todo el mundo sueña, pero nosotros somos realistas. Creo que los chicos estuvieron fantásticos y que merecimos ganar. Tuve que hacer algunas paradas, pero uno tiene que hacerlas cuando se enfrenta al Celtic", comentó Bell.

"Uno tiene que creer para alcanzar metas y trabajamos duro para que los chicos lo hicieran. El Celtic es un equipo joven y siempre existe una tensión para el que quiere tener éxito, así que hablamos de sus posibilidades de hacer 'triplete'. Sabía que siempre sería complicado para ellos si manteníamos el balón porque el Celtic iba a estar bajo presión", añadió el entrenador Kenny Shiels.