Éxito en el programa antidopaje

La UEFA acabó satisfecha con la labor realizada durante la UEFA EURO 2012 asegurando que además de ser un torneo sobresaliente también estuvo libre de drogas.

La UEFA acabó satisfecha con la labor realizada durante la UEFA EURO 2012 asegurando que además de ser un torneo sobresaliente también estuvo libre de drogas.

Los persistentes esfuerzos de la UEFA para combatir el dopaje en el fútbol siguen dando sus frutos, con el reciente torneo de la UEFA EURO 2012 como último ejemplo de la excelente labor que está realizando con el mayor interés posible por el fútbol.

Una EURO libre de drogas fue el resultado excelente, un tributo a los jugadores y los departamentos médicos de los equipos que formaron parte de la cita de Polonia y Ucrania, así como el equipo de administradores contra el dopaje de la UEFA, expertos y agentes de control contra el dopaje (DCOs).

En este vídeo, se aprecian las actividades contra el dopaje realizadas durante la UEFA EURO 2012 y el duro trabajo realizado en el proceso desde el principio al final.

La iniciativa contra el dopaje de la EURO consistió en un exhaustivo programa de prueba previo al torneo junto a otro muy completo durante la competición. Los jugadores pasaron unas pruebas en las que se podían descubrir una amplia gama de sustancias dopantes potenciales que existen.

En cada control antidopaje antes y durante el torneo, numerosos ejemplos de muestras de sangre y orina fueron guardados por la UEFA procedentes de diferentes jugadores de los 16 equipos en todos los controles antidopaje realizados. Los controles se llevaron a cabo por los DCOs de la UEFA, que comprenden médicos de toda Europa. El análisis de las muestras se mandó a los laboratorios de la Agencia Mundial Antidopaje (WADA), con sede en Varsovia, para un avanzado análisis diseñado pro expertos de los principales laboratorios antidopaje de Europa. Esto incluye la investigación de sustancias tales como EPO o la hormona de crecimiento humana.

Diez jugadores por equipo se pusieron a prueba durante el programa fuera de la competición y dos futbolistas de cada selección después de cada uno de los partidos. Las muestras del torneo se analizaron en un plazo de 48 horas para asegurar que todos los resultados se dieran a conocer antes del siguiente encuentro de ese equipo en la UEFA EURO 2012. No se detectaron sustancias prohibidas ni durante ni antes del torneo.

"El objetivo principal del programa antidopaje es mantener el torneo libre de dopaje, proteger el juego y también la salud de los jugadores. Es realmente importante contar con un buen programa ya que no queremos que ninguna persona se aproveche de las sustancias prohibidas para tomar ventaja", apuntó el jefe de la unidad antidopaje de la UEFA, Marc Vouillamoz.

El éxito de la estrategia también se vio favorecida por la contribución de los jugadores, los equipos y los distintos cuerpos médicos, así como los procedimientos de control antidopaje. Los componentes de los cuerpos médicos de los equipos firmaron un estatuto antidopaje antes de la fase final para garantizar su compromiso y todos los jugadores que fueron sometidos a las pruebas colaboraron en todo momento, tanto antes como durante la competición.

"Todos han colaborado. Todos los futbolistas se han portado de una manera muy correcta. Esto es gracias a que hemos invertido mucho dinero y muchos recursos en la educación de estos jugadores, educando a los equipos, explicándoles que el programa antidopaje se justifica en un marco como es la EURO", concluyó Vouillamoz. 

Arriba