El Grupo B, viviendo un sueño

"Somos jugadores amateurs viviendo como profesionales", afirmó el entrenador de la Selección Catalana, Toni Almenderos antes de que sus jugadores jueguen ante equipos de Bulgaria, Rusia y Bielorrusia.

Vitali Zhukovski, Vladimir Aleshkin, Krassimir Manolov y Toni Almenderos, con la copa
©Sportsfile

Sobre el papel la Selección Catalana parece ser el rival a batir en el Grupo B de la Copa de las Regiones de la UEFA, pero sus rivales de Bulgaria, Rusia y Bielorrusia no dejarán que se den las cosas por sentadas en Véneto.

Todos los equipos han estado recopilando información de sus rivales sigilosamente de cara a la fase final, pero las reputaciones contarán en el pitido inicial del sábado. "Hay algunos equipos realmente importantes en nuestro grupo representando a España y Rusia. Pero en el pasado ya hemos jugado ante equipos de grandes cunas del fútbol como Croacia o Francia, y ganamos, así que ¿quién sabe?", afirmó Vitali Zhukovski, entrenador del Isloch de Bielorrusia.

El entrenador del Yugoiztochen Region, Krassimir Manolov, buen futbolista en su época, cree que el equipo que juegue mejor el balón largo, y se adapte mejor a los 35 grados centígrados de temperatura en Italia, puede que sea el que reclame su puesto en la final. "Una cosa es estar preparados para el intenso calor, jugar un fútbol dinámico no será fácil. Y la segunda es ser lo suficientemente fuerte psicológicamente. No es una carrera, es una maratón", afirmó.

Con un equipo de televisión siguiendo a sus jugadores en cada movimiento, el técnico de la Selección Catalana, Toni Almenderos, sabe que los representantes de España están captando los focos en el hotel de concentración, sin embargo el se prefiere enfocarse en la alegría que da estar compitiendo en este torneo. "Nos sentimos muy honrados por estar aquí. Somos jugadores amateurs que estamos viviendo como profesionales por lo que es una gran experiencia. Espero que los otros equipos disfruten de eso también", explicó Almenderos.

Ese espíritu generoso es algo a tomar en cuenta de la Copa de las Regiones de la UEFA, que brinda la oportunidad a los mejores equipos regionales, las bases del fútbol europeo, de trabajar como estrellas y probarse ante los mejores del continente. Algo crucial para eso es conocer a jugadores de otras culturas, unidos por el lenguaje internacional del fútbol.

Vladimir Aleshkin, del Olimp Moscow, tuvo esa sensación del campeonato. "Quiero agradecerle a todos los organizadores por darnos la bienvenida a este hermoso país y por crear este ambiente amistoso. Espero que esa atmósfera de juego limpio persista en todo el torneo. Creo en el respeto también y espero que el mejor equipo gane el torneo", afirmó.

Al contrario de sus rivales, Manolov ha descubierto el torneo desde cerca ya que fue segundo entrenador del Yugoiztochen, posteriormente conocido como South-East Region AMA, que alcanzó la final del torneo en el 2007 siendo anfitriones. Tras haber sacado su polo oficial de esa final para la conferencia de prensa inaugural, resumió el carácter de la competición de una forma ejemplar. Rivales sobre el campo, amigos fuera de él.

"Estoy encantado de estar sentado en la misma mesa con entrenadores de grandes países de tradición futbolística. Recuerdo las sensaciones del último torneo. Esta es una competición llena de emociones y va a ser duro para mis jóvenes jugadores que están experimentando el fútbol internacional por primera vez. Todos comenzamos desde cero puntos, por lo que veremos quien es el mejor", puntualizó.

Arriba