El sueño del Shakthar no se detiene

Tras superar a la Roma y clasificarse para los cuartos de final de la UEFA Champions League, Lucescu, técnico del conjunto ucraniano, ya está centrado en dar un paso más en la competición.

El sueño del Shakthar no se detiene
El sueño del Shakthar no se detiene ©Getty Images

El FC Shakhtar Donetsk logró la clasificación para los cuartos de final de la UEFA Champions League tras superar por 3-0 a la AS Roma en el choque de vuelta de este martes. Tras el encuentro, Mircea Lucescu, entrenador del equipo ucraniano, destacó la importancia de la clasificación y ya piensa en dar un paso más en la competición. Por su parte, su homólogo en el banquillo italiano, Vincenzo Montella, lamentó la expulsión de Philip Mexes en la primera mitad, aunque destacó que a pesar de la eliminación, su equipo "ha dado un paso adelante".

Mircea Lucescu, entrenador del Shakthar
Antes del partido tenía confianza a pesar de conocer las condiciones de la Roma, pero hemos conseguido un resultado muy importante. El partido comenzó bien para la Roma. En el primer gol tuvimos un poco de suerte, pero nos dio entusiasmo y al mismo llevó nerviosismo a la Roma, que poco después sufrió la expulsión.

Hemos hecho nuestro juego centrado en la velocidad y presionamos muy bien cuando perdimos el balón. Al principio la Roma nos puso en aprietos, pero aquí era casi imposible que la Roma se impusiera. ¿Han visto el ambiente en el estadio? No han cambiado nuestros objetivos, porque el equipo es muy joven, pero pensamos en el próximo partido con la esperanza de jugar igual que frente a la Roma.

No esperábamos este resultado pero teníamos confianza. Sabíamos que podíamos jugar un buen fútbol. Habíamos estudiado a la Roma y hemos jugado dos grandes partidos, consiguiendo un logro notable. Después de ganar la Copa de la UEFA, era importante para nosotros hacerlo bien en la Liga de Campeones. Ahora hemos superado a la Roma y nuestro objetivo es dar un paso más. No tenemos otro objetivo.

Vincenzo Montella, entrenador de la Roma
Antes del partido les dije a los jugadores que debíamos dar continuidad a nuestro juego para seguir creciendo como equipo. Estoy contento porque el equipo, hasta que se quedó con un hombre menos, ha creado muchos problemas a un rival de gran nivel. Jugar con diez hombres en este nivel es difícil, y en la segunda mitad hemos sufrido aún más. En estas situaciones también se debe saber cómo gestionar y controlar las emociones.

El estado mental del equipo está mejorando poco a poco, así como la calidad del juego. Hemos sido un equipo corto y organizado. La derrota no nos ha desmoralizado porque hemos jugado un buen fútbol. Hasta la expulsión fue un buen partido del equipo, hemos hecho nuestro juego con buenas ideas y velocidad. Tuvimos buenas ocasiones aunque después de la expulsión el choque ha cambiado. Hemos concedido muy pocos espacios en la primera mitad, sólo un par de contraataques, y en la segunda mitad esa fue su principal arma. No debemos desmoralizarnos como equipo, porque hemos dado un paso adelante.