Sneijder destaca la fe del Inter

Tras el drámatico triunfo del equipo italiano sobre el Bayern, el internacional holandés dijo a UEFA.com que su equipo "siempre creyó" que podía darle la vuelta a la derrota por la mínima de la ida

Wesley Sneijder celebra el pase de su equipo a los cuartos de final
Wesley Sneijder celebra el pase de su equipo a los cuartos de final ©Getty Images

Wesley Sneijder dijo a UEFA.com que la confianza del FC Internazionale Milano en sí mismo había devuelto al equipo desde el abismo de la eliminación para reclamar un lugar en los cuartos de final de la UEFA Champions League a expensas del FC Bayern de Múnich.

La defensa del título del vigente campeón pendía de un hilo al alcanzar el descanso del partido de vuelta de su eliminatoria en Alemania después de que el Bayern anulara el tanto inicial de Samuel Eto'o para establecer una ventaja global de 3-1. Sin embargo, el Inter logró reagruparse, y Sneijder anotó el 2-2 en la noche antes de que el tanto de Goran Pandev a los 88 minutos llevara al conjunto italiano a los cuartos de final por el mayor valor de los goles anotados fuera de casa.

"Sabíamos que iba a ser un partido difícil, especialmente porque estábamos perdiendo 1-0 desde la ida, pero creo que hicimos un gran trabajo. Siempre creímos que podíamos ganar, y creo al final lo hemos merecido", afirmó Sneijder, quien ayudó al Inter a convertirse en el segundo equipo en la UEFA Champions League que consigue darle la vuelta a una derrota del partido de ida como local para imponerse en el global de la eliminatoria.

"Empezamos muy bien, pero por supuesto que estábamos un poco decepcionados por encajar dos goles. Sin embargo, creíamos que podíamos recuperarnos, incluso en el descanso. Comenzamos muy bien la segunda mitad y creamos algunas ocasiones de inmediato. Anotamos un buen tanto para empatar el partido, y después continuamos buscando la victoria. Finalmente logramos marcar, y resultó un gran partido", agregó el internacional holandés.

Sin embargo, fue un partido que parecía que se escapaba para los nerazzurri, a pesar del gol número 36 con Eto'o en los 44 partidos que ha disputado esta campaña con su club y su selección cuando sólo habían transcurrido cuatro minutos, y que igualó la eliminatoria. El Bayern había ganado hasta ahora las 20 eliminatorias en las que había conseguido una ventaja en el partido de ida, y parecía cerca de mantener ese récord cuando Mario Gomez y Thomas Müller anotaron para dejar al equipo de Louis van Gaal al borde de la clasificación.

"Cuando el Bayern hizo el 1-1 y luego el 2-1 inmediatamente, estaba dominando el partido, porque sus jugadores sintieron que podían ganar y pasar de ronda cómodamente. Pero nosotros continuamos buscando el gol en la segunda parte y seguimos jugando bien", admitió el mediapunta holandés.

Ese Inter fue capaz al final de repetir el triunfo de la pasada final de la UEFA Champions League sobre el Bayern, gracias en parte a la actuación del portero Júlio César. Un error del meta brasileño había permitido a Gomez anotar el único gol del partido de ida, y otro fallo dio la oportunidad al internacional alemán de anotar su octavo tanto de la competición en Múnich.

Sin embargo, el guardameta del Inter logró redimirse, impidiendo el que podía haber sido el 3-1 de Franck Ribéry con una impresionante parada, antes de detener una gran volea de Gomez para dejar libre el camino a la remontada de su equipo. "Hizo un gran trabajo, estamos muy felices por él. Como portero no siempre es fácil. Si cometes un error, generalmente termina en gol. En la segunda parte estuvo muy bien. Nos mantuvo en el partido", reconoció Sneijder.