"Estos jugadores no se cansan de ganar"

Después de que el Barcelona derrotara por 1-3 a la Juventus este sábado en la final de la UEFA Champions League, Luis Enrique se deshizo en elogios hacia sus futbolistas.

Vea los goles del triunfo en Berlín donde marcaron Ivan Rakitić, Luis Suárez y Neymar para que el Barcelona ganara su quinta Copa de Europa.
Vea los goles del triunfo en Berlín donde marcaron Ivan Rakitić, Luis Suárez y Neymar para que el Barcelona ganara su quinta Copa de Europa.

Luis Enrique, entrenador del Barcelona
Estamos muy contentos. Tengo un grupo único de jugadores. Son ganadores, solidarios y disfrutan haciendo lo que hacen y hacen disfrutar al resto. Es el partido número 60 de la temporada, con 50 victorias. Ha sido un año difícil y estoy muy agradecido a las personas que han confiado en mí. Nunca he imaginado que íbamos a ganar el 'triplete', pero uno siempre intenta hacer mejor su trabajo.

Estos jugadores han demostrado que no se cansan de ganar. Mi reto es disfrutar del presente, disfrutar de un buen verano y de hacer feliz a tantos culés. La temporada aún no ha acabado, quedan una noche y una rúa [la celebración].

Estos son ganadores, solidarios y disfrutan haciendo lo que hacen. Y hacen disfrutar a mucha gente. Este ha sido el partido número 60 de la temporada con 50 victorias. Culminamos un año histórico y ganamos el 'triplete'.

Nunca imaginábamos que podríamos conquistar los tres títulos. Uno intenta hacer su trabajo bien, con este perfil de jugadores es más fácil. Ha sido una gran final y creo que somos justos vencedores. Empezamos de una manera perfecta y luego dominamos. Buffon ha estado espectacular. En la segunda parte empezó la Juve a apretar. Cuando consiguieron el gol, nos alargamos y nos costó más. Si valoramos todo el partido creo que somos superiores. No ha sido nuestro mejor día en cuanto a la creación. Se ha visto una final bonita. Con dos equipos buscando el resultado. Ha sido muy intenso.

Massimiliano Allegri, entrenador de la Juventus
Al final del partido, di las gracias al equipo por la maravillosa temporada que habían hecho, pero no sólo por eso, sino también por el partido de esta noche. Jugaron un excelente partido y demostraron una gran personalidad, técnica y habilidad. Fue una gran final, pero por desgracia, cuando uno juega ante grandes jugadores, piensa que las cosas están bajo control y consigue dar la vuelta a las cosas. Lo hicieron cuando estábamos con el control del partido y marcando.

Tenemos algunos lamentos, pero salimos de esta final con una gran confianza en nosotros mismos y conscientes de lo que podemos hacer con la intención de mejorar con el conocimiento de que podemos jugar en Europa con una gran técnica y personalidad. Esto es evidente. Estamos tristes, porque no todos los años se alcanza la final de la Champions League, pero no teno nada que reprochar al equipo.

Una final se gana o se pierde. No hay partido de vuelta. Pero como dije a mis jugadores en el vestuario, el entusiasmo de la gente por la Juventus en Turín o alrededor de Italia es algo positivo para todo el fútbol italiano. Y esto es lo que hicieron estos chicos aquí en Berlín.

Teníamos la oportunidad de evitar que el Barcelona ganase el ‘triplete’, pero estuvo extraordinario y no pudimos contenerle. Comenté a Buffon que tenía buenas vibraciones desde el banquillo y que sentía que podíamos ganar, pero el Barcelona aprovechó el momento en el que cometimos un error y concedimos un contraataque. Tiene tres delanteros excelentes cuando tiran la contra y nosotros pagamos el precio.

El una desventaja encajar el primer tanto, pero las finales nunca se acaban hasta el pitido final. Pudimos haberlo hecho mejor en la primera parte, pero fuimos pacientes cuando el Barcelona controló el balón y tuvimos un par de buenas ocasiones.

Todavía podemos mejorar, no necesariamente en los resultados, porque ello significaría ganar la liga, la copa y la Champions League. Lo que podemos mejorar es la calidad de nuestro juego, mejorar lo que tenemos. Consolidar y fortalecer nuestro fútbol y continuar entre los ocho mejores equipos de Europa de manera habitual. Eso es lo realmente importante.