Echa un vistazo a cinco pasos de los que informa la Organización Mundial de la Salud y la FIFA para ayudar a detener la propagación del COVID-19.

1. Lavarte las manos 2. Toser con el codo flexionado 3. No tocarte la cara 4. Mantener una distancia física
5. Quedarte en casa si no te encuentras bien
Más información >

 

Estrellas sudamericanas de los 90 en Europa

La última década del S.XX vivió un importante desembarco de talento sudamericano en el Viejo Continente. Repasamos los nombres más ilustres.

Ronaldo Nazário, uno de los grandes iconos del fútbol sudamericano en los 90
Ronaldo Nazário, uno de los grandes iconos del fútbol sudamericano en los 90 Getty Images

La magia llega desde Brasil

El fútbol brasileño vivió una década dorada en los años 90, ganando su selección el Mundial en 1994 y siendo subcampeón en 1998. Las estrellas brasileñas desembarcaron en Europa en gran número y los nombres destacados de estos años son historia del fútbol. Ronaldo Nazário tal vez sea el máximo exponente, un jugador determinante y genial que maduró durante la década para pasar de gran promesa con su llegada al PSV a súperestrella del fútbol mundial durante sus años en Barcelona e Inter.

Junto a él cabe destacar a futbolistas como Rivaldo o a dos de los mejores laterales de la historia como son Cafú y Roberto Carlos, todos con dilatadas y exitosas carreras en Europa rematadas con la conquista de la UEFA Champions League. En cuanto a números pocos superan en estos años a Mário Jardel, que entre 1996 y 2000 tuvo un promedio de más de un gol por partido con el Oporto en sus 125 encuentros disputados con el club del norte de Portugal.

Rivaldo y Roberto Carlos, dos de las principales estrellas que Brasil exhibió en Europa en los últimos años del S.XX y primeros del S.XXI
Rivaldo y Roberto Carlos, dos de las principales estrellas que Brasil exhibió en Europa en los últimos años del S.XX y primeros del S.XXIAFP via Getty Images


Otros jugadores como Romário, Élber, Raí, Leonardo, Mauro Silva o Bebeto también dejaron una impronta indeleble en países como Alemania, Francia, Italia o España, destacando más que por sus cifras por un estilo de juego alegre y desenfadado que sorprendía en un Viejo Continente acostumbrado a un fútbol más pragmático y ordenado.

⭐ Pon un argentino en tu equipo

Alguien dijo en una ocasión que todo equipo que quiera ser campeón necesita un argentino en su plantilla, y lo cierto es que la garra, la pasión y el talento argentino han estado presentes en Europa desde hace mucho tiempo. En los años 90 pudimos disfrutar en tierras europeas de una camada especial de estrellas albicelestes, destacando sus letales delanteros y sus centrocampistas con personalidad.

Batistuta es el nombre propio del gol argentino en los 90. Nunca pudo brillar a su mejor nivel en competiciones europeas, pero en la liga italiana fue devastador. También en esta década pudimos disfrutar de los primeros pasos de Hernán Crespo en Europa con el maravilloso Parma de finales de los 90, equipo en el que también brilló Juan Sebastián Verón y que conquistó dos Copas de la UEFA en 1995 y 1999. Caniggia, Balbo o ‘Piojo’ López fueron otros delanteros destacados en esta época con grandes años en Italia (los dos primeros) y España.

Leyendas de la #UCL: Rivaldo
Leyendas de la #UCL: Rivaldo

Como centrocampistas cabe destacar a dos jugadores con estilos distintos pero influencias mayúsculas en sus equipos. Fernando Redondo creció como jugador en España hasta convertirse en el motor del Real Madrid que ganó la UEFA Champions League en 1998 y 2000, mientras que poco se puede añadir a la triunfal carrera como jugador del pasional Diego Simeone en España e Italia. En la línea de zagueros el nombre propio a destacar sería el de Javier Zanetti, que llegó al Inter en 1995 para convertirse en una leyenda neroazzurra tras casi 15 años vistiendo la camiseta y el brazalete del club lombardo.

⭐ No diga Chile, diga gol

Cuando uno piensa en jugadores chilenos que han triunfado en Europa rápidamente dos nombres se vienen a la cabeza: Iván Zamorano y Marcelo Salas. El primero llegó justo en 1990 al Sevilla y sus cifras goleadoras le valieron su fichaje primero por el Real Madrid, club en el que fue más efectivo, y luego por el Inter, donde tuvo un papel de secundario de lujo. Salas llegó a Europa al final de la década para demostrar su olfato en el Lazio.

Batistuta y Simeone brillaron con luz propia en la Serie A
Batistuta y Simeone brillaron con luz propia en la Serie AAFP via Getty Images

⭐ Pinceladas del descaro colombiano

El fútbol colombiano tuvo una generación dorada en esta década, aunque es cierto que su impacto en Europa fue limitado. Muchas de sus estrellas probaron suerte en las ligas europeas, aunque los que más éxito tuvieron fueron Faustino Asprilla, que jugó en Italia e Inglaterra, y Adolfo ‘El Tren’ Valencia, que tuvo una gran temporada en el Bayern y otra no tan exitosa en el Atlético de Madrid. También dejaron muestras de su talento Freddy Rincón o Carlos Valderrama.

⭐ La aportación uruguaya

La década de los 90 no fue la más brillante del fútbol uruguayo, de hecho no llegó a clasificarse para los Mundiales de 1994 y 1998, pero varios jugadores uruguayos dejaron señas de su calidad durante estos años. Rubén Sosa tuvo una carrera importante en Italia, Gustavo Poyet destacó en España e Inglaterra y Enzo Francescoli, aunque siempre será recordado como una de las grandes estrellas de la historia de River Plate, ofreció destellos de su calidad durante el principio de la década en el fútbol italiano. Un aperitivo de lo llegaría pocos años después con figuras como Diego Forlán, Álvaro Recoba, Luis Suárez o Edinson Cavani.

Arriba