Dortmund y Bayern prometen una gran final

El técnico del Borussia Jürgen Klopp describió a los bávaros como "un rival perfecto" en el decisivo encuentro de la UEFA Champions League, mientras que Heynckes confía en que su equipo logre por fin el tan ansiado triunfo.

With five days to go until Juventus meet FC Barcelona in Berlin, watch highlights of the five finals played between teams from the same country.

Tras haberse enfrentado ya en cuatro ocasiones durante esta temporada, la final de la UEFA Champions League debería aguardar pocas sorpresas para Borussia Dortmund y FC Bayern München, aunque esta familiaridad puede ser un arma de doble filo en Wembley.

Antes de la primera final de la Copa de Europa entre dos equipos alemanes, ambos conjuntos quisieron destacar lo que ganar el título significaría para ellos. El técnico del Bayern Jupp Heynckes describió la posibilidad de proclamarse campeón por encima de sus compatriotas como "lo máximo", mientras que su homólogo en el banquillo del Dortmund Jürgen Klopp comentó que esta es una ocasión "absolutamente especial". Sin embargo, ninguno de ellos quiere terminar subcampeón en la que será la séptima final disputada en el norte de Londres.

Tras su triunfo en 1998 con el Real Madrid CF, Heynckes podría convertirse en el 16º entrenador en ganar el trofeo en dos ocasiones, y solo el cuarto en hacerlo con dos clubes diferentes. El técnico de 68 años espera hacer valer en la final todos sus años de experiencia. "He dirigido partidos bastante importantes, hemos conseguido grandes victorias y títulos, pero también como deportista a veces sufres fracasos. Este será un partido especial para mis jugadores y para mi club. Para nuestros jugadores que tienen 28, 29 o 30 años, ganar ante un equipo alemán sería lo máximo en sus carreras, y para mí también, pero quizá para mí no tanto porque yo ya he experimentado esto antes. Para el Bayern sería algo muy importante, pero para mí es simplemente otro partido", dijo el técnico alemán.

El Bayern, en su tercera final en cuatro años, acabó 25 puntos por delante en la Bundesliga del Dortmund, segundo, y optando todavía a lograr el triplete de títulos, su entrenador quiere mantener la gran forma en Wembley. "Esta temporada hemos conseguido grandes cosas. Es la mejor campaña de un equipo en los 50 años de Bundesliga. En las últimas semanas hemos tenido un empate y el resto victorias, y por supuesto que tenemos la aspiración de seguir en esta línea".

Mientras el Bayern ha ganado todos los partidos menos uno de sus últimos 14, a excepción del 1-1 ante el Dortmund el 4 de mayo, los pupilos de Klopp no han ganado en sus últimos cuatro envites. El técnico, sin embargo, no se inmutó mientras trazaba el camino hacia la gloria asegurando que: "Puedes ganar con buenas decisiones en el instante adecuado. Ambos equipos son muy fuertes, y por ello estamos aquí. Pequeños detalles deciden los partidos, pero para estar preparado para ello hay que hacer grandes cosas".

El Bayern está invicto esta temporada frente al Dortmund, aunque antes el Borussia sumaba cinco triunfos seguidos ante los de Múnich, y Heynckes cree que si su equipo funciona como sabe habrá otro resultado favorable. "Siempre he tratado de ser positivo, y sé de lo que es capaz el equipo. Lo dije antes de la Juventus [cuartos de final] y el Barça cuando no éramos favoritos. Siempre he pensado que podemos ganar la competición. Tenemos un equipo extraordinario y juegan unidos. Si podemos recurrir a ello vamos a ganar".

Klopp está de acuerdo con que el Dortmund sea "el tapado", pero el carismático técnico está convencido que su equipo puede alcanzar nuevas cimas. "Hay que disfrutar de lo que estás haciendo y centrarse en el objetivo, pero hay que tener en cuenta que puede salir mal. La gente que ha escalado el Everest es consciente que puede bajar cuando está a diez metros de la cima. Ellos lo intentan de todas las maneras, y nosotros también".

Batido en la final del año pasado en su propio campo, el Fußball Arena München, el Bayern y el propio Heynckes espera que el norte de Londres les traiga mejor suerte. "Wembley es un lugar con tradición en el fútbol inglés, europeo e internacional, y eso particularmente es un incentivo para mis jugadores, que estarán muy motivados para la final de la Champions League", comentó el alemán. "El ambiente será extraordinario. Quizá esta ciudad nos traiga suerte. El año pasado nosotros fuimos el mejor equipo y quizás los dioses del fútbol estén de nuestro lado esta vez", prosiguió.

La estrella del Dortmund y futuro jugador del Bayern, Mario Götze, se perderá la final tras sufrir una lesión en el bíceps femoral en el partido de vuelta de las semifinales, mientras que el defensa central Mats Hummels se ha recuperado de un problema en el tobillo. A pesar de la ausencia del primero, Klopp señaló que era algo esperado. "Supe que Mario no iba a estar con nosotros. Hemos hecho todo lo posible para recuperarle y habría sido toda una sorpresa que hubiera podido jugar. Tenemos que hacer un buen partido, ya que de otro modo no tendremos ninguna oportunidad. Debemos de dar lo máximo de nosotros. Tenemos una ocasión y debemos aprovecharla sí o sí", señaló.

Mientras el Bayern afronta su décima final de la Copa de la Europa, el Dortmund disputa su segunda. Curiosamente, la anterior fue en Múnich, donde logró derrotar a la Juventus en su anterior final en 1997 y ahora, quizás, cosas del destino, se mide al rival de dicha ciudad. "Este partido es absolutamente especial. Nadie quiere perder. Vamos a dar todo lo que tenemos, ya que puede pasar mucho tiempo para poder ganarla. Si esta es la única final a la que llegó en mi vida, sería perfecto ganarla. Nos enfrentamos al rival perfecto en el escenario perfecto", sentenció.

Arriba