El Barcelona vuelve a conquistar el Bernabéu

Tras su triunfo en la Copa del Rey, los azulgranas ganaron de nuevo a domicilio al Real Madrid en 'El Clásico' para acercarse un poco más al título de Liga.

Rakitić, goleador del Barcelona
Rakitić, goleador del Barcelona ©Getty Images

El Barcelona asestó este sábado un nuevo golpe a la Liga. Los azulgranas vencieron por segundo partido consecutivo al Real Madrid en el Santiago Bernabéu (0-1) para dar un paso de gigante en sus aspiraciones de revalidar el título liguero. Los blancos, que este martes se juegan su clasificación para los cuartos de final de la Champions League ante el Ajax, se quedan a doce puntos de la primera plaza.

Hubo menos novedades de las previstas con respecto a las alineaciones que salieron el miércoles en 'El Clásico' copero. Entró Arthur en el once azulgrana, una presencia notable que cambió por completo la cara al equipo de Valverde, mucho más equilibrado y compacto que hace unos días.

©Getty Images

Avisó Benzema de inicio, pero el paso de los minutos conectó a Messi, que acarició el primero con un remate que se paseó por el área local. Así, y con un Piqué imperial en varias acciones clave como en un peligroso disparo de Modrić, se llegó al ecuador del primer tiempo, momento en que Rakitić decidió acaparar los focos del Bernabéu. El croata aprovechó un pase en profundidad de Sergi Roberto para disfrazarse de extremo primero y convertirse en 'killer' después en una definición llena de clase ante Courtois.  

Ante un belga exigido en varias ocasiones más antes del descanso, sólo el vértigo de Vinicius, que lo intentó una y otra vez, y Reguilón en banda izquierda dio algo de nervio y diente al ataque local, más animado en el inicio del segundo tiempo. Sin embargo, y como en el primer acto, el Barça tranquilizó el partido a través del balón esperando matar en una contra ante un Real Madrid más volcado al ataque y con más ganas que fútbol.

Nada cambió en el tramo final. El Madrid lo intentó, pero se chocó contra un muro llamado Piqué y cuando no lo hizo adoleció de pegada, la que probablemente necesitará este martes para solventar su pase en la Champions League. El Barça, por su parte, no mató el partido y supo sufrir para salir victorioso del Bernabéu, consciente de que la Liga está un poco más cerca de Barcelona.

Arriba