Las cinco claves del Barça - Liverpool

Analizamos los factores que han marcado este apasionante partido de ida de semifinales que acabó con victoria culé por 3-0 en el Camp Nou.

©Getty Images

Messi sólo hay uno

Un factor diferencial es por definición un elemento que te permite marcar la diferencia. Estar por delante en esas situaciones en las que el resto de elementos no consiguen destacar. Y Messi es ese factor a la máxima potencia. No nos cansaremos de decirlo mientras el siga dándonos la razón con sus actuaciones y sobre todo no nos cansaremos de disfrutarlo. Ante un equipo que exigió al Barça como ninguno este curso, el argentino estuvo en su primer gol más listo que nadie y después creó una obra de arte para desarbolar a la poderosa escuadra inglesa. De otro mundo.

Ritmo frenético

El sublime lanzamiento de falta de Messi
El sublime lanzamiento de falta de Messi©AFP/Getty Images

Pocas veces se ve a jugadores profesionales de este nivel extenuados antes de acabar la primera parte y hoy lo hemos visto tras algunas jugadas. El partido en su primera mitad ha sido vibrante, dinámico y por encima de todo muy divertido. La gente adora la UEFA Champions League por partidos como este y todavía nos queda lo mejor. Que el ritmo no pare.

Un gran Liverpool

Son muchas las ocasiones en la presente Champions en las que hemos visto al Barça dejar sin argumentos a sus rivales obligándoles a mostrar su peor versión. Hoy contra el Liverpool no lo ha conseguido. El equipo de Anfield supo aguantar con solidez los mejores momentos del Barça en la primera mitad para brillar con luz propia en la segunda. Le faltó dinamita arriba para cambiar el rumbo del partido y acabó sucumbiendo ante Messi.

Ter Stegen, decisivo

Busquets y Milner pugnan por un balón
Busquets y Milner pugnan por un balón©AFP/Getty Images

En las portadas de todos los diarios deportivos veremos a Messi celebrar alguno de sus goles abrazado por sus compañeros, pero una gran parte del mérito de este 3-0 conseguido por el Barcelona se lo tenemos que dar al portero alemán. Cuando el Liverpool apretó, sobre todo en el primer tramo de la segunda parte, el meta germano tuvo intervenciones de mucho mérito que mantuvieron a su equipo en ventaja. Actuación sobresaliente en una temporada espectacular del ex jugador del Borussia Mönchengladbach.

¿Opciones de remontada?

Se antoja muy complicado. El Barça tiene grabada a fuego la dolorosa eliminación sufrida en Roma la pasada temporada en cuartos de final y tendrá todas las alarmas activadas para que no le vuelva a pasar. Pero este Liverpool tiene un espíritu especial y bajo el halo mágico de Anfield seguro que intentará lo que se antoja imposible. Si marca pronto y el Barça se pone nervioso podemos tener un partido de vuelta con muchos alicientes. Tocado sí, hundido no.

Arriba