Empate con buen sabor

FC Internazionale Milano - Valencia CF 2-2 El equipo ‘ché’ sacó un buen resultado de Milán y se jugará la clasificación en Mestalla.

El Valencia CF logró sacar un buen resultado en la ida de los octavos de final de la UEFA Champions League, en el campo del FC Internazionale Milano en un partido que se le puso muy cuesta arriba en diversas fases del encuentro. Tras una mala primera mitad del equipo ché, ambos equipos se fueron al descanso con el 1-0, tras el tanto de Esteban Cambiasso. Tras la reanudación, David Villa en el 64`empató la contienda con un golazo de falta. Maicon volvió a adelantar a los interistas, pero David Silva con un potente disparo desde fuera del área puso el definitivo 2-2, un resultado positivo para los intereses del equipo valenciano que deberá de rematar la faena dentro de dos semanas en Mestalla, ante su afición.

Doble ocasión para el Inter
Tras un comienzo sin dominador claro, el Inter dispuso de una doble ocasión en el minuto 10 para adelantarse en el marcador, ambas con Zlatan Ibrahimović como protagonistas. Primero, un despeje de Santiago Cañizares dio en el cuerpo del sueco y el cuero no entró por poco. Justo a continuación, el delantero mandó el cuero a la madera tras un remate de cabeza.

Control de los italianos
Estas oportunidades dieron una dosis de moral al conjunto italiano que se hizo con el control del esférico ante un Valencia que no encontraba su juego. Los interistas ponían en peligro la portería de Cañizares a jugadas a balón parado y así llegó el primer tanto del encuentro. En el 27’ David Albelda vio una tarjeta amarilla, que le impedirá disputar el encuentro de vuelta al haber cumplido el ciclo.

Gol de Cambiasso
Justo antes de cumplirse la media hora de encuentro, en una falta sacada por Luis Figo por la banda derecha, Ibrahimović remató de manera inverosímil, siendo su disparo despejado por Cañizares. El rechace le llegó a Cambiasso que mandó el esférico al fondo de las mallas con un remate de cabeza muy cerca de la línea de gol. Tras marcar, el centrocampista argentino fue sustituido por lesión, entrando al terreno de juego Olivier Dacourt.

Bien el Inter, mal el Valencia
Con el 1-0 en el marcador, el Inter seguía dominando y buscando ampliar su ventaja en el luminoso, mientras que los pupilos de Quique Sánchez Flores no encontraban la manera de superar a la zaga del Inter, muy plantada sobre el terreno de juego. En el 41’ tras un gran pase de Dejan Stanković, Hernán Crespo tuvo una ocasión inmejorable para ver puerta, pero su remate en plancha de cabeza cuando estaba libre de marca, se fue desviado.

Tímida reacción
Tras la reanudación, el Valencia hizo un tímido amago de reacción cos dos jugadas, una de Fernando Morientes y la otra de David Villa. Pero resultó ser un espejismo, porque el equipo ‘ché’ volvió a ser el mismo de la primera mitad, dejándose dominar por su rival y sin llegar con peligro a la portería defendida por Julio César.

Goles de Villa y Maicon
Sin embargo, Villa, que había estado muy oscuro durante todo el partido, logró igualar la contienda en el minuto 64 con un gran lanzamiento de falta que superó a la barrera, haciendo inútil la estirada de Julio César. Poco le duró la alegría a los valencianistas, puesto que en el 76’, Maicon volvió a poner por delante a los italianos. El defensa brasileño se aprovechó de una gran asistencia del recién incorporado al campo Julio Cruz, para superar a Cañizares y volver a poner por delante al Inter.

Silva da vida al Valencia
Tras el tanto del brasileño, el Valencia tuvo una ocasión inmejorable para empatar en un barullo dentro del área, que acabó despejando Luis Figo en la línea de gol. El conjunto de Quique Sánchez Flores buscaba las tablas y las encontró a falta de seis minutos para la conclusión del choque. Tras un córner sacado por Villa, el cuero le llegó a Silva en el borde del área y el centrocampista logró mandar el cuero al fondo de las mallas con un potente disparo. No hubo tiempo para más y dentro de dos semanas en Mestalla, se conocerá el equipo que jugará los cuartos de final.

Arriba