Los alemanes fueron muy superiores

FC Schalke 04 - Rosenborg BK 3-1 El conjunto teutón juegará los octavos. Los noruegos, a la UEFA.

Kevin Kuranyi celebra su gol
Kevin Kuranyi celebra su gol ©Getty Images

El FC Schalke 04 hizo historia en el Arena AufSchalke con su victoria sobre el Rosenborg BK, ya que le permite clasificarse por primera vez para la siguiente fase de la UEFA Champions League.

Tres goles en la primera parte
Tres goles del Schalke mataron las esperanzas de clasificación del equipo noruego y le dieron al equipo alemán la victoria que necesitaba para alcanzar la segunda plaza de grupo. Gerald Asamoah puso a los locales en ventaja a los doce minutos en su crucial partido del Grupo B y Rafinha consiguió el segundo gol poco después. Yssouf Koné dio algo de esperanzas al Rosenborg con su tanto pero Kevin Kuranyi marcó a los 36 minutos para sellar la clasificación. Sin embargo, al equipo noruego le queda el consuelo de su clasificación para los dieciseisavos de la Copa de la UEFA.

Al ataque
Schalke comenzó al ataque con los disparos de Carlos Grossmüller y Heiko Westermann, pero pronto el Schalke marcaría su primer gol en el Grupo B delante de sus propios aficionados. El Rosenborg había prometido no volver a caer y para ellos fue la primera ocasión clara del partido a los once minutos, cuando una falta de Marek Sapara forzó una buena intervención de Manuel Neuer. Segundos más tarde, los locales se ponían en ventaja gracias a un remate de Asamoah a centro de Grossmüller.

Error de Westermann
Mesut Özil casi dobla la ventaja inmediatamente, pero siete minutos más tarde sería Rafinha en el que hiciera el 2-0 con una buena combinación con Kuranyi dentro del área y colocando el balón lejos del alcance del portero. Por su parte, el Rosenborg no había ofrecido mucho hasta el momento, pero a los 23 minutos lograron reducir la ventaja. Westermann se había convertido el sábado en el héroe del equipo local tras su empate por 2-2 en la Bundesliga contra el Eintracht Frankfurt, pero por momentos fue el villano, ya que falló en el centro de Alexander Tettey y permitió a Koné rematar al fondo de la portería defendida por Neuer.

Gol de Kuranyi
Tettey pudo hacer el empate con un impresionante cabezazo desde el área de penalti antes de que Kuranyi, que ya había marcado al Rosenborg en su victoria por 2-0 en la segunda jornada, lograra el tercer gol en el minuto 36. Fabian Ernst encontró el hueco para Grossmüller que centró a Kuranyi, y éste batía por bajo la portería visitante. Sólo una parada de Hirschfeld en una acción de Asamoah evitó el cuarto gol en contra de un equipo noruego que había luchado mucho.

Contraataques locales
Steffen Iversen tuvo una buena volea desde larga distancia y la defensa del Schalke, encabezada por su capitán Marcelo Bordon, apenas pasaba por dificultades ante el ataque noruego, mientras que los contraataques de los locales seguían siendo una amenaza, con Westermann probando de nuevo la seguridad de Hirschfeld. El Rosenborg no se rindió e intentó volver a meterse en el partido y Sapara tuvo una buena oportunidad pero su libre directo pasó cerca del palo. Aún hubo algo de tiempo para que el Schalke pudiera añadir algún gol más al resultado, pero no pudo ser y con el pitido del árbitro el equipo alemán celebró su pase a la siguiente fase de la Champions.

Arriba