El dúo de Minsk sigue adelante

Las temporadas europeas del BATE y del Shakhtyor han terminado esta semana pero sus rivales de la capital bielorrusa, el conjunto de Vadim Skripchenkoel y el Dínamo, continúan vivos.

El Dínamo de Minsk celebra su triunfo en Zagreb
El Dínamo de Minsk celebra su triunfo en Zagreb ©Pressball

Los aficionados de los dos equipos de Minsk deben estar contentos después de que el FC Minsk y el FC Dinamo Minsk lograsen hacerse con un puesto en la tercera ronda de clasificación de la UEFA Europa League dejando buenas actuaciones.

Tras la eliminación del FC BATE Borisov de la UEFA Champions League a manos del FC Shakhter Karagandy el martes, los rivales de la capital ayudaron a restablecer el orgullo del fútbol en Bielorrusia con el Dínamo haciendo un gran partido en Croacia para ahora enfrentarse al Trabzonspor AŞ. Tras una derrota 1-2 en casa ante el NK Lokomotiva Zagreb hacía una semana que parecía haber acabado con las esperanzas de los hombres de Robert Maaskant, los jugadores estuvieron excelentes para cosechar una victoria 2-3 en el Maksimir Stadion para llevarse la clasificación por el doble valor de los goles en campo contrario en caso de empate.

"Fue una noche fabulosa. Tuvimos una gran primera mitad y estuvimos atacando en todo momento. Tras el segundo gol del Lokomotiva que empató el partido, el encuentro estuvo completamente abierto y tuvimos a suerte de marcar otro tanto. Espero que mi equipo juegue aún mejor en los partidos que vienen", afirmó el entrenador holandés Maaskant tras ver al delantero serbio Lazar Veselinović marcar dos goles para sellar la clasificación de su equipo.

El entrenador del Lokomotiva, Tomislav Ivković, pensó que su equipo mereció más ante el cuarto clasificado en la Liga Bielorrusa. "Probablemente merecimos mejor suerte. Jugamos por debajo del nivel hasta que ellos marcaron los goles, pero después mejoramos y estoy orgulloso de mis jugadores. No me puedo quejar mucho. Simplemente no tuvimos suerte", matizó.

Por su parte el Minsk ganó al Valleta FC de Malta por 2-0 para completar un triunfo global de 3-1 y ahora se medirá al escocés Saint Johnstone FC. Roman Vasilyuk y Vital Kibuk fueron los autores de los goles en la segunda mitad, ayudando así a firmar una noche mágica para los dos conjuntos de la ciudad bielorrusa.

"Sabíamos que nuestro rival no nos iba a dar muchos espacios. Hemos tenido buenas ocasiones en la primera mitad pero no hemos sido capaces de marcar. Durante el descanso estábamos algo preocupados pero en la segunda parte Vasilyuk ha abierto el marcador y ese gol nos ha ayudado mucho. Ya después ha sido más fácil conseguir el segundo", apuntaba el técnico Vadim Skripchenko.

Ambos conjuntos jugarán el partido de ida del próximo jueves en casa, lo que augura otra gran noche para la ciudad.