Vadillo despierta al Betis

Real Betis Balompié - Vitória SC 1-0
Una gran definición del extremo permite a los verdiblancos recuperar la iniciativa en el Grupo I de la UEFA Europa League.

Álvaro Vadillo celebra un tanto que vale tres puntos
Álvaro Vadillo celebra un tanto que vale tres puntos ©AFP/Getty Images

El Real Betis Balompié sumó este jueves tres puntos fundamentales para prolongar su aventura europea hasta el próximo mes de febrero. El tanto de Álvaro Vadillo en el segundo tiempo doblegó la resistencia de un Vitória SC muy correoso y puso el cierre a la racha bética de tres encuentros sin saborear las mieles del triunfo.

Comentaba Pepe Mel en la previa la necesidad de crear una base sólida de jugadores que formaran el sustento del equipo, lo que no evitó que al técnico bético continuase con su política de rotaciones. Ante el Vitória salió con varios de sus pilares, como Nosa, Joan Verdú y Jorge Molina. Los tres puntos eran cruciales para el futuro bético en la competición y la visita del Vitória, líder del Grupo I, no era un asunto baladí.

El arranque del choque fue lo más divertido para el espectador, que disfrutó de algunos minutos de ida y vuelta, de tímidas embestidas por parte de ambos conjuntos. Ya en el primer minuto el visitante Chris Malonga estuvo cerca de estrenar el marcador con una peligrosa volea que se marchó fuera. El Betis se sacudió el dominio como pudo, pero no pudo hacerse con el dominio el balón. Sin el esférico y alejado de su portería, el Betis apenas generó peligro y sólo el repliegue de Nosa fue una de las notas más destacadas de los verdiblancos en el primer acto.

El Vitória, por su parte, aceptó de buen grado el encuentro planteado por los locales y demostró que el orden basta para maniatar a este Betis, al menos durante el primer tiempo. Su goleada ante el HNK Rijeka y el meritorio empate logrado en Francia ante el Olympique Lyonnais dejaron patente que el liderato de los lusos no era casual. Sustentado por el impresionante poderío físico de algunos de sus jugadores como Abdoulaye Ba, David Addy o Malonga, el Vitória controló a un Betis que sólo creó verdadero peligro en el primer tiempo con una volea desviada de Nosa y con un remate seco desde la frontal de Jorge Molina que se encontró con la fantástica parada de Douglas en la mejor ocasión del primer tiempo.

Parecía que el segundo tiempo seguiría el mismo guión, pero a los cinco minutos de la reanudación apareció Vadillo para romper la rutina y poner en pie el Benito Villamarín con un golazo. El extremo tiró una preciosa pared con Verdú y definió como los grandes delanteros, con un remate suave y colocado a la escuadra imposible para Douglas. El tanto despertó al equipo y a la grada, un tanto dormida hasta el momento con el juego bético. También provocó un cambio de actitud en el Vitória, obligado a dejar espacios atrás y a avanzar metros.

Fue entonces cuando llegó la hora de los porteros. Stephan Andersen estuvo brillante en el tramo final con tres manos fantásticas que evitaron el empate portugués. También Douglas brilló en la portería contraria con alguna acción de Chuli que hubiera supuesto la sentencia para un Betis que supo templar sus nervios en los últimos compases para llevarse tres puntos de oro.