El regreso del fútbol: UEFA está preparando una vuelta segura de sus competiciones de élite.
Más información >

 

El Valencia, a por el doblete

Didier Drogba es duda para la final de la Copa de la UEFA entre el Valencia CF y el Olympique de Marseille.

Por Simon Hart en Goteborg

El viento gélido de Goteborg podría ser molesto para los jugadores del Valencia CF o del Olympique de Marseille, acostumbrados a clima más cálidos. Ambos equipos tendrán que sobreponerse al frío para levantar el trofeo de la Copa de la UEFA.

Drogba, duda por lesión
Uno de los nombres de la final es Didier Drogba, autor de once goles en quince partidos de competición europea con el Marsella esta temporada. El técnico del Valencia Rafael Benítez bromeaba en la rueda de prensa del martes, diciendo: "Justo ahora, es cuando nos preocupa estar seguros de que Drogba no va a tocar el balón".

"La mejor oportunidad"
Precisamente, que Drogba toque el balón es la principal preocupación en el conjunto marsellés después de su lesión en la cadera contra el AS Monaco FC el 9 de mayo. Drogba no ha jugado desde entonces pero ha entrenado en el estadio Ullevi de cara al partido y su entrenador, José Anigo, dijo: "Está bien y participará en el partido. Espero que su presencia aumente nuestras oportunidades de derrotar al Valencia".

La llave a la victoria
Anigo aseguró a la prensa que Drogba sólo jugará si "está al cien por cien", aunque recordemos que el Marsella ganó en su visita al FC Internazionale sin el delantero de Costa de Marfil, y, por tanto, su presencia sería muy importante contra el Valencia cuya defensa solo ha concedido cinco goles en doce encuentros.

"Rivales más completos"
Anigo describió al Valencia como un rival "mejor" y "más completo" en comparación con los conjuntos a los que se han enfrentado en rondas anteriores: Inter, Liverpool FC y Newcastle United FC. "No son los campeones españoles por casualidad. Aunque tienen algunos puntos débiles que podemos explotar", dijo el técnico.

Partido de muchos goles
Anigo no dijo cuáles eran esas debilidades valencianistas, pero si insinuó que esperaba no encajar un gol rápido, ya que para él sería decepcionante. "Para mí la prioridad es no encajar un primer gol", dijo el técnico del Marsella. En las últimas tres finales de la Copa de la UEFA se han marcado diecinueve tantos.

Tomar la iniciativa
Benítez respondió: "Nosotros intentaremos hacer nuestro juego, y si tenemos que que manejar el balón y asumir el protagonismo, lo haremos. Aunque sabemos que también habrá fases en las que la iniciativa la llevarán ellos".

Equipo en forma
La historia beneficia al Valencia, vencedor en los años sesenta de dos Copas de Ferias, predecesor del actual torneo. Su racha de catorce partidos de imbatibilidad consecutivamente entre todas las competiciones finalizó el pasado viernes con la derrota ente el Villarreal CF, equipo al que eliminaron en semifinales.

Esperanza en la final
Por otro lado, el Marsella, que es séptimo en la Ligue 1 francesa, ha perdido cuatro de los últimos cinco partidos jugados, incluyendo la derrota del fin de semana pasado por 2-1 contra el Toulouse FC. Sin embargo, cualquier cosa puede suceder en la final, de ahí la observación de Benítez: "Tengo la esperanza de que el miércoles se vea a un Valencia similar al que ha jugado tan bien desde el principio de la temporada", dijo.

Aimar, duda
Benítez deberá decidir si se arriesga a salir con Pablo Aimar en el once titular, que recientemente se ha recuperado de una lesión en el abductor, porque "es la clase de jugador que de la nada puede inventar algo". En su ausencia, Ricardo Oliveira podría jugar en punta de ataque junto con Mista, el goleador del Valencia que ha marcado cuatro goles en esta competición. En la banda derecha, Miguel Angulo podría actuar de inicio por delante de Francisco Rufete.

Tradición europea
Cerca de 11.000 aficionados de cada club estarán en Suecia donde el Valencia, que perdió las finales de la UEFA Champions League en 2000 y 2001, persigue levantar su primer trofeo europeo desde que lograron la Recopa de Europa de la UEFA en 1980. Por su parte, el Marsella, que jugará con camiseta gris al ser designado equipo visitante en la final, conquistó la Liga de Campeones en 1993, aunque recientemente perdió la final de la Copa de la UEFA frente al Parma AC en 1999.

Record de Carboni
Verdaderamente ningún equipo francés ha ganado esta competición, y de continuar esta racha, el lateral izquierdo del Valencia Amedeo Carboni se convertiría en el jugador más veterano en ganar una competición de club europea, con 39 años y 45 días. Pero primero, el italiano y sus compañeros de equipo se las tienen que ver con Drogba, que no ha dejado de marcar a ningún rival europeo esta temporada.

Arriba