Akalé, estrella del fratricidio

LOSC Lille Métropole-AJ Auxerre 0-1
Un gol del delantero pone en ventaja a su equipo ante sus 'hermanos' del Lille.

La experiencia europea del AJ Auxerre fue decisiva esta noche en el Estadio Lille-Métropole, gracias, sobre todo, al decisivo gol anotado por Kanga Akalé al filo del descanso y, en menor medida, a la buena labor defensiva del equipo de Guy Roux para defender esa exigua ventaja en los segundos cuarenta y cinco minutos.

Makoun, lesionado
El técnico del LOSC Lille Métropole, Claude Puel, no pudo contar en el encuentro, debido a una lesión de rodilla, con el centrocampista Jean Makoun, mientras que en el Auxerre causaron baja los defensas Younès Kaboul Y Johan Radet. Ambos equipos llegaban al choque de Copa de la UEFA tras perder este fin de semana en la Liga francesa por idéntico resultado, tres goles a uno.

Cool, desapercibido
A pesar de cumplir esta noche su partido número 48 en esta temporada 2004/05, el Lille, uno de los ganadores de la Copa Intertoto de la UEFA, no notó el cansancio a la hora de elaborar jugadas, abrir el juego y mantener la mayor parte de la posesión, aunque el guardameta del Auxerre, Fabien Cool, pasara, la mayor parte del partido, prácticamente desapercibido.

Un sólido Auxerre
A pesar de los problemas en línea defensiva por culpa de las lesiones y de cargar con un pobre balance de trece goles anotados en los últimos siete encuentros disputados, los jugadores del Auxerre resistieron la presión del Lille. La primera parte fue un dominio constante del equipo visitante sobre los borgoñeses, que se defendían contraatacando de manera muy efectiva, poniendo en jaque en más de una ocasión las férreas intenciones del cuadro de Roux de adelantarse en el marcador.

Gran intervención de Sylva
A los catorce minutos de partido, el visitante Benjani Mwaruwari colocaba un libre directo sobre la posición de Bonaventure Kalou, pero el esfuerzo de éste último se encontraba con la buena actuación del guardameta Tony Sylva. A los 29 minutos, el larguero salvaba a Sylva del primer gol del Auxerre, una rápida acción que concluía con un disparo de Kanga Akalé que repelía la madera.

Letal Akalé
El delantero centro del Auxerre no desesperaba en su empeño y, finalmente, encontraba la portería en el tiempo de prolongación de la primera parte. Un córner ejecutado por Philippe Violeau no era despejado con claridad por la defensa local y llegaba a las inmediaciones de Akalé, que con una maravillosa media volea, batía a Sylva y llevaba el silencio a las gradas de un estadio del Lille abarrotado.

Trabajo duro del Lille
El Lille salió de nuevo fuerte en la segunda parte, otra vez pletórico de energía e intención de marcar, pero carente de la penetración necesaria para lograr el empate. Mwaruwari, en el Auxerre, encontraba el espacio necesario, a los 64 minutos, para golpear en toda la escuadra de la portería local después de una fenomenal pared con su compatriota Kalou.

Frustración de Moussilou
El Lille tuvo que esperar, nada menos que hasta el minuto 86, para crear su primera oportunidad clara de gol en las botas de Matt Moussilou, cuyo remate se marchaba al palo de la portería de un Fabian Cool que estaba ya batido cuando el balón impactaba con el poste.

Partido de Liga
Por lo tanto, esta noche hubo una gran diferencia con respecto al partido correspondiente a la Liga francesa jugado en el mismo escenario en agosto del año pasado cuando el Lille dominaba claramente y lograba la victoria por dos goles a cero. El equipo de Claudio Puel tendrá que repetir ese mismo resultado si quiere acceder a un lugar entre los ocho mejores equipos participantes en la Copa de la UEFA.

Arriba