Altman, expectante por su "duelo particular"

El centrocampista israelí tiene razones particulares para esperar con ansias el encuentro del martes ante la selección inglesa ya que juega en el Fulham de la capital de Inglaterra.

Omri Altman, de la selección de Israel, aguarda el partido ante Inglaterra más que nadie
Omri Altman, de la selección de Israel, aguarda el partido ante Inglaterra más que nadie ©Sportsfile

El partido de Israel ante Inglaterra del martes no tendrá mucha relevancia para el devenir del Grupo A, ya que Inglaterra está eliminada y la anfitriona necesita poco menos que un milagro para pasar a semifinales. Pero para un jugador de Israel es el partido más importante de la fase final.

El centrocampista Omri Altman juega en el Fulham FC y describe este partido como su "duelo particular". Se unió al club del oeste de Londres en el verano de 2011 procedente del Maccabi Tel Aviv FC y ahora es un habitual del equipo reserva. "No es un partido normal para mí. Tengo amigos en la selección de Inglaterra y he jugado contra muchos de sus jugadores. Será algo grande para mí porque sé que han venido aficionados de Inglaterra", comentó a UEFA.com.

El jugador de 19 años es el miembro más joven de la plantilla de Guy Luzon en este Campeonato de Europa Sub-21 de la UEFA. No jugó en la clasificación pero marcó un gol en uno de los partidos de preparación y está disfrutando de la oportunidad de jugar un gran torneo antes de la próxima fase de clasificación. "Es una experiencia tremenda para mí. Es un gran torneo y es suficiente observar desde el banquillo para sentir esa sensación especial que todo futbolista conoce. Espero jugar contra Inglaterra".

Israel comenzará su campaña de clasificación para la fase final del 2015 ante Azerbaiyán en septiembre y Altman está entre los ocho jugadores que permanecerán en la plantilla de cara al próximo ciclo. "El hecho de que tengamos tantos jugadores que van a continuar con el equipo dice mucho. Me hace ser optimista a pesar de que sólo logramos la clasificación una sola vez en el 2007. Puede que hayamos comenzado algo grande"

Sobre el partido del martes, admite su sorpresa porque no habrá nada que ganar para la Inglaterra de Stuart Pearce. Se notó decepcionado por la eliminación inglesa. "Honestamente es una gran decepción. No se que pasó. No pensé que iba a terminar de esa forma y había pensado que llegarían al menos hasta las semifinales. Cuando dejé Inglaterra las expectativas eran realmente grandes. Me puedo imaginar la decepción. Realmente no pensaban que quedarían fuera tras dos encuentros", concluyó.

Arriba