España sucumbe ante Croacia

España - Croacia 0-3 La selección española no pudo asentarse en la primera plaza del Grupo 6 y cedió su puesto en la clasificación ante una efectiva Croacia.

La selección que dirige Albert Celades no pudo vencer a Croacia y cedió la primera plaza
La selección que dirige Albert Celades no pudo vencer a Croacia y cedió la primera plaza ©Getty Images
  • Este resultado deja a España como segunda del Grupo 6 con 13 puntos, dos menos que Croacia
  • Croacia se adelantó por medio de Duje Ćaleta-Car en la primera parte
  • Perica firmó el segundo de los croatas tres minutos antes del descanso
  • El propio Perica hizo el tercero tras un error de Kepa Arrizabalaga
  • El próximo partido de España será ante San Marino, el próximo 1 de septiembre

La selección española sub-21 no pudo asentarse en la primera plaza del Grupo 6 de la fase de clasificación para el Campeonato de Europa Sub-21 de la UEFA tras caer ante Croacia por 3-0 en El Plantío, en Burgos.

España comenzó muy metida en el partido y tuvo el dominio en la primera mitad ante una Croacia que esperaba en defensa para salir a la contra. El combinado español, como de costumbre, tuvo en Gerard Deulofeu a su jugador más activo desde la banda derecha buscando el desborde y los centros de forma constante durante los primeros compases, aunque ninguno de los ataques locales terminaron en remates claros a la portería rival.

A pesar de que fue la selección local la que buscó el gol con más peligro durante todo el primer tiempo, un testarazo a la salida de un córner de Duje Ćaleta-Car adelantó a Croacia a falta de ocho minutos para el descanso. Ese tanto espoleó a los visitantes, que asestaron otro duro golpe a las aspiraciones de España con el segundo gol de la tarde seis minutos más tarde, obra de Perica.

El paso por vestuarios no cambió la fortuna del cuadro de Albert Celades, que vio como la selección balcánica subía el tercer tanto al luminoso. Perica supo aprovechar un error en la salida del meta Kepa Arrizabalaga para sentenciar el partido. Con el viento a favor, Croacia renunció al ataque y entregó el balón a España.

Los locales intentaron dar la vuelta a pesar del marcador y tuvieron algunas ocasiones para asustar al combinado croata. Primero fue Saúl Ñíguez quién probó fortuna desde lejos y después fue Óliver, que tras recibir un pase de Deulofeu dentro del área, remató a los pies de la zaga balcánica frente a la portería.

Al final, España no pudo cambiar la dinámica del encuentro y terminó cediendo los tres puntos ante una Croacia que fue más efectiva que su rival. El próximo partido de esta fase de clasificación será ante San Marino el próximo 1 de septiembre.

Arriba