UEFA.com funciona mejor en otros navegadores
Para la mejor experiencia posible, recomendamos usar Chrome, Firefox o Microsoft Edge.

El Barcelona se suma al cuadro de honor de la Women's Champions League

El Barcelona logró su primer título con una contundente victoria en la final ante el Chelsea que acabó con cinco años de reinado del Lyon.

Alexia Putellas levanta el trofeo en Gotemburgo
Alexia Putellas levanta el trofeo en Gotemburgo UEFA via Getty Images,

En la 20ª temporada de la competición de clubes femenina de la UEFA se coronó un nuevo campeón (el octavo distinto en total), ya que el Barcelona se impuso por 4-0 al Chelsea en Gotemburgo.

Los cinco años de reinado del Lyon acabaron en cuartos de final a manos del Paris Saint-Germain, que a su vez cayó en semifinales ante el Barcelona. El Chelsea eliminó a tres de los cuartofinalistas de 2019/20 (Atlético, Wolfsburgo y Bayern), pero el campeón inglés acabó derrotado en la final.

Final 2021: Chelsea - Barcelona 0-4

La pandemia del COVID-19, que provocó que a partir de los cuartos la edición de 2019/20 se jugara en una sede única en España, también alteró el formato de 2020/21, con la clasificación jugándose en dos rondas a partido único y disputándose prácticamente todos los partidos del torneo, incluida la final, a puerta cerrada.

En la clasificación, el Lanchkhuti se convirtió en el primer equipo georgiano en ganar un partido en el torneo al superar al Okzhetpes, y luego repitió triunfo ante el Olimpia Cluj. El Glasgow City, que llegó hasta los cuartos en 2019/20, superó las dos rondas de clasificación en sendas tandas de penaltis.

Los equipos cabezas de serie entraron en dieciseisavos de final y todos superaron dicha ronda, con debutantes como Servette, PSV Eindhoven y Benfica cayendo en esta ronda. El St. Pölten austriaco llegó hasta octavos de final en su séptimo intento, derrotando al Zúrich.

Los favoritos también se impusieron en octavos, convirtiendo al Lyon sus dos victorias ante el Brøndby en el primer equipo (masculino o femenino) que acumula 30 partidos de competición de clubes de la UEFA sin perder. El Atlético falló dos penaltis en su partido de ida y otro en la vuelta y perdió 3-1 en el global ante el Chelsea.

Tras ello, las ‘Blues’ se enfrentaron al Wolfsburgo, que había puesto fin a tres de las cuatro campañas europeas anteriores del Chelsea. En esta ocasión el equipo londinense pudo contar con Pernille Harder, fichada días después de la derrota de las alemanas en la final de 2020 ante el Lyon. Y en una eliminatoria en la que los dos partidos se jugaron en Budapest, Harder marcó en cada uno de ellos y el Chelsea ganó por 5-1 en el global.

Los cinco mejores goles de la UEFA Women's Champions League 2020/21

El Barcelona demostró su valía con una impresionante victoria en casa por 3-0 sobre el Manchester City, lo que le permitió permitirse una derrota en la vuelta, y el Bayern se aseguró cómodamente de que el Rosengård no llegara a la final en su Suecia natal. El Lyon ganó su partido de ida en París por 0-1, con un gol de Wendie Renard, y se adelantó rápidamente en la vuelta, con un tanto de Catarina Macario. Sin embargo, un gol de Grace Geyoro y otro en propia puerta de Renard infligieron la primera eliminación del Lyon desde que el propio París le venciera en los octavos de final en noviembre de 2014.

El París llegaría a esa final de 2014/15, pero esta vez se quedó fuera, al empatar en casa con el Barcelona (1-1) y perder después por 2-1 tras dos goles de Lieke Martens. El Bayern ganó su partido de ida por 2-1 contra el Chelsea, pero una emocionante contienda en Londres terminó con un 4-1 a favor de las ‘Blues’, que se convirtieron en las primeras finalistas inglesas desde el Arsenal en 2007.

El Barcelona levanta el trofeo

El Barcelona, cuando fue el primer finalista español en 2019, se encontró con un 4-0 en contra en 30 minutos contra el Lyon. Esta vez los catalanes ganaban 4-0 en 36 minutos en el Gamla Ullevi gracias a un gol en propia puerta, un penalti de Alexia Putellas y otros tantos de Aitana Bonmatí y Caroline Graham Hansen.

No hubo reacción para el Chelsea y el Barcelona se convirtió en el primer club en ser campeón de Europa tanto femenino como masculino. El nuevo aspecto de la final y los nuevos ganadores fueron quizás apropiados, ya que esta temporada fue la última antes de la importante renovación de la competición para introducir una fase de grupos de 16 equipos y un nuevo modelo financiero.