UEFA.com funciona mejor en otros navegadores
Para la mejor experiencia posible, recomendamos usar Chrome, Firefox o Microsoft Edge.

Alex: El PSG, listo para el gran salto

En su primera temporada tras dejar el Chelsea por el club parisino, el central brasileño ayudó al conjunto francés a volver a la élite del fútbol y afirmó a la revista Champions: "Tenemos la oportunidad de hacer algo grande".

Alex espera tener una gran temporada con el PSG
Alex espera tener una gran temporada con el PSG ©AFP/Getty Images

Al finalizar la temporada pasada, el central brasileño Alex pudo haberse sentido algo arrepentido tras su traspaso de 5,1 millones de euros desde el Chelsea FC al Paris Saint-Germain FC en enero después de que el club londinense se alzara campeón de la UEFA Champions League. 

El club que había dejado protagonizó una gran campaña en Europa, donde se alzó con el título que el central fue incapaz de ganar en sus cuatro temporadas en Stamford Bridge. Además, su nuevo equipo había quedado segundo en la Ligue 1 en detrimento del Montpellier Hérault SC a pesar del apoyo financiero recibido por el PSG de sus nuevos dueños.

"No voy a decir que fue difícil dejar un club como el Chelsea, pero un nuevo reto había llegado. No estaba teniendo tantas oportunidades como merecía en el once titular y cuando eso pasa, o el club o el jugador tiene que tomar una decisión", afirmó Alex a la revista Champions.

"Estaba feliz por mis ex compañeros. Ramires es un gran tipo y David Luiz merecía más crédito del que recibió a su llegada. Las personas muchas veces olvidan lo difícil que es asentarse en la liga inglesa", continuó.

Aunque nació en el estado de Rio de Janeiro, el central brasileño tuvo su primera incursión en el fútbol en el São Paulo. Su primer partido fue con el club local CA Juventus, que comparte nombre con el gigante de Turín gracias a la tradición migratoria de italianos en esa región. En ese momento el defensa se incorporó a las filas del Santos FC.

En el Santos jugó con Robinho, Elano Blumer y Diego, un equipo con mucho talento que acabó con 35 años de sequía ganando el título brasileño en 2002. La pareja formada en el centro de la zaga con Andre Luiz sirvió para forjar el éxito y la dupla fue muy querida por la afición.

El Chelsea se hizo con sus servicios en 2004 pero hubo problemas con el permiso de trabajo y el jugador tuvo que marcharse cedido al PSV Eindhoven donde se aclimató rápidamente. Apodado como el 'Tanque' por su poderoso disparo en los libre directos, Alex ayudó al PSV a conquistar tres títulos de la Eredivisie de forma consecutiva y alcanzar las semifinales de la UEFA Champions League en 2005.

Alex volvió al Chelsea en 2007 pero cinco años después, y tras disputar únicamente nueve encuentros con André Villas-Boas, se marchó a París. El número 33 del Chelsea estaba intrigado por las ambiciones del PSG y la presencia de su compatriota Leonardo como director deportivo y la llegada de su antiguo técnico en el Chelsea, Carlo Ancelotti ayudaron a su fichaje.

"Carlo es el tipo de entrenador que hace las cosas fáciles para los futbolistas. Tiene una larga trayectoria como jugador y entrenador. Él sabe cómo tratar las situaciones diferentes y la forma de interactuar con los jugadores, independientemente de la presión que haya", comentó Alex. 

Algo que Alex aprendió en Stamford Bridge fue que la inyección financiera no siempre ofrece un éxito inmediato en el terreno de juego. Qatar Sports Investments (QSI) ha gastado 127 millones de euros para los franceses con una cifra récord en contratación de jugadores para elevar las expectativas de unos seguidores que no celebran un título de la Ligue 1 desde 1994.

"Un equipo necesita al menos dos temporadas para establecerse y lograr trofeos. Cuando llegué al PSG sabía que no íbamos a empezar a ganar cosas de la noche a la mañana. Es normal que con la llegada de los nuevos dueños y después de todo el eco que tuvo en los medios la gente tuviera las expectativas muy altas pero los jugadores siempre tuvimos los pies en el suelo", apuntó Alex.

A pesar de que el Montpellier le arrebató el título de liga al PSG, el conjunto parisino ha logrado una plaza en la UEFA Champions League. "Lograr la clasificación europea es un gran logro", añadió el central.

"Estoy seguro de que los aficionados están encantados con el hecho de que vayamos a jugar la principal competición de clubes del continente la próxima temporada. Algunos de los mejores momentos de mi carrera están relacionados con la Champions League, como cuando el PSV alcanzó las semifinales en 2005 y cuando casi dejamos al AC Milan fuera. Quiero volver a disfrutar de las noches europeas", explicó el brasileño.

Los dueños del PSG parecen contentos con la clasificación para la UEFA Champions League pero Alex sabe que QSI espera lograr trofeos lo antes posible: "Desde luego no han invertido tanto en el club como para no conseguir trofeos y ganar campeonatos pero yo tengo fe en el proyecto. Tenemos una gran oportunidad para conseguir algo especial".

El traslado a París ha dado a Alex la acción que necesitaba. El brasileño ha contestado con dos goles, incluyendo un misil que supuso el 2-2 ante el Montpellier y que alcanzó una velocidad de 107 kilómetros por hora.

Alex apunta que poco a poco se está adaptando a su nueva vida en la capital francesa: "Es un lugar precioso pero mi familia echa de menos Londres ya que llevábamos casi cinco años allí y todos nuestros amigos están al otro lado del canal. Pese a ello está más cerca que Brasil".

Esta es una versión reducida del artículo que puede leer en el número #54 de la revista Champions. Para leer todo el artículo, puede suscribirse aquí (inglés).