UEFA.com funciona mejor en otros navegadores
Para la mejor experiencia posible, recomendamos usar Chrome, Firefox o Microsoft Edge.

Xhaka vive el sueño de su infancia

El jugador del Basilea, que creció obsesionado con la UEFA Champions League, está ahora disfrutando de cada minuto en la competición, y ahora visitará al Oporto en su próximo reto.

Taulant Xhaka está disfrutando de su experiencia en la UEFA Champions League con el Basilea
Taulant Xhaka está disfrutando de su experiencia en la UEFA Champions League con el Basilea ©AFP/Getty Images

Antes del partido de vuelta de los octavos de final del FC Basel 1893 ante el FC Porto, Taulant Xhaka está disfrutando de su experiencia en la UEFA Champions League, y espera jugar de forma cada vez más habitual una competición con la que ha crecido obsesionado.

"Siempre veía este torneo por televisión y lo vivía jugando en mi PlayStation, y ahora formo parte de él. Esto es lo mejor que un futbolista puede imaginar. Esta sensación me motiva mucho", dijo el lateral de 23 años reconvertido en centrocampista.

No satisfecho con participar en el torneo, Xhaka espera que él y su equipo, considerado por muchos como la gran sorpresa de los octavos de final, puedan dejar una grata impresión ante el Oporto. "Nuestro objetivo debe ser ganar al Oporto y alcanzar los cuartos de final y hacer historia. Lo que sentimos es una presión positiva. No creo que sea negativa. Se trata de tener motivación y de querer dar el 200 por cien. El Oporto tiene jugadores muy rápidos, y sobre todo en ataque tiene mucha calidad. Así que tenemos que tener mucho cuidado y defender muy bien", dijo el jugador nacido en Basilea, que al contrario que su hermano Granit, internacional con Suiza, ha optado por representar a Albania.

Con una participación en la fase de grupos la última vez que el Basilea alcanzó los octavos de final de la temporada 2011/12, Xhaka cree que el juego ha evolucionado desde entonces, cuando su equipo cayó ante el FC Bayern, y cree que el campeón suizo está más adaptado al fútbol de hoy en día. "El fútbol en general ha cambiado, los jugadores son más rápidos y fuertes y creo que lo más importante es que tenemos más experiencia. Todo equipo puede perder", apuntó.

El que fuera jugador del Grasshopper Club Zürich ha asumido un rol clave en el equipo desde la llegada el pasado verano del entrenador Paulo Sousa, adaptándose a la perfección tanto en defensa como en el centro del campo en función de la formación usada por el Basilea, el 3-5-2 o el 4-4-2. "Juego en diferentes posiciones. El entrenador decide dónde y yo juego allí. Me gustaría pensar que soy uno de los líderes del equipo, ya que llevo en el equipo bastante tiempo. Estuve cedido un año pero he vuelto así que creo que puedo ser uno de los líderes", añadió.

Inicialmente centrocampista aunque cada vez más actuando como defensa, el juego de Xhaka tanto de lateral derecho como de interior derecho es clave en el Basilea. "Es muy importante alejar el balón de la defensa. Lo más importante es el primer pase, hay que cometer el menor número de errores posible. El pase debe ser preciso y en defensa hay que ganar las situaciones de uno contra uno", concluyó Xhaka.