La redención de Huntelaar en Madrid

El delantero apenas pudo brillar durante su corta etapa en el Real Madrid, pero esta vez demostró todo su talentoy a punto estuvo de eliminar al campeón de la Champions League.

Klaas-Jan Huntelaar tras marcar su segundo gol de la noche
Klaas-Jan Huntelaar tras marcar su segundo gol de la noche ©AFP/Getty Images

En la lista de grandes goleadores del Real Madrid CF, Klaas-Jan Huntelaar pasaría casi inadvertido. El holandés llegó al club español procedente del AFC Ajax en enero de 2009, pero su etapa en la capital española fue muy corta. Marcó ocho goles en 20 partidos de liga en una etapa de seis meses en el club que terminó de forma extraña con una expulsión ante el CA Osasuna en la última jornada de la campaña 2008/09. El Madrid fichó a Cristiano Ronaldo y Karim Benzema ese verano, mientras que Huntelaar se marchó al AC Milan.

Pero tal y como demuestra su balance en el Real Madrid, el jugador de 31 años es un goleador natural, y él mismo se encargó de recordárselo a su antiguo club este martes, marcando dos goles en la victoria del FC Schalke 04 por 3-4 en el Santiago Bernabéu y dejando a su equipo a un solo gol de eliminar al vigente campeón de la UEFA Champions League.

Huntelaar sabía que lanzarse al ataque era la única forma en la que el Schalke podía convertirse en el primer equipo en remontar una eliminatoria tras perder en casa por dos goles de margen el partido de ida en la era de la UEFA Champions League, y fue elegido Jugador del Partido tras participar en tres de los goles del Schalke y estrellar un balón en la escuadra con una espectacular volea desde fuera del área en la primera mitad.

"Fue un gran partido de todo el equipo. Estamos felices por el buen partido que hicimos y por el buen resultado. Estoy feliz con la forma en la que jugué hoy y también con los goles, pero lo más importante era la victoria. Al final fue una gran actuación de todos nosotros", dijo a UEFA.com.

Tras dejar pasar el balón para que este llegara a Christian Fuchs y el interior abriera el marcador en el minuto 20, Huntelaar puso a su equipo por delante por segunda vez en la noche tras el empate de Cristiano Ronaldo después de que Iker Casillas hubiera despejado un disparo de Max Meyer.

El portugués volvió a responder para el Madrid al filo del descanso convirtiéndose con su gol en el máximo goleador en las competiciones de clubes de la UEFA, y Karim Benzema pareció dejar sentenciada la eliminatoria con otro gol siete minutos después del descanso. Sin embargo, un potente lanzamiento del debutante Leroy Sané estableció el empate, y el segundo gol de Huntelaar en el partido tras un incisivo contragolpe a falta de cinco minutos para el final dejaba al Schalke al borde de los cuartos de final.

Durante los siguientes seis minutos, los nervios del Madrid aumentaban a medida que el Schalke presionaba en busca de un gol que hubiera convertido una magnífica victoria en una remontada legendaria. Sin embargo, Huntelaar se mostró decepcionado de que su equipo no lograra el tanto decisivo al final. "Tuvimos buenas ocasiones al final. Vimos que ellos estaban un poco inseguros e intentamos aprovecharlo. Es un poco decepcionante que al final no ocurriera", añadió el holandés.

Una consolación para el Schalke es que su victoria por 3-4 puso fin a una racha de diez triunfos consecutivos del Madrid en la UEFA Champions League, y acabó con una secuencia de 21 partidos sin perder en casa del equipo español en la competición que se alargaba desde abril de 2011. Cristiano Ronaldo rompió quizá el récord de goles más significativo de Europa ante el conjunto alemán, pero su momento de gloria se vio eclipsado por la gran actuación de Huntelaar.

Cristiano Ronaldo observa la celebración de Klaas-Jan Huntelaar
Cristiano Ronaldo observa la celebración de Klaas-Jan Huntelaar©AFP/Getty Images