Echa un vistazo a cinco pasos de los que informa la Organización Mundial de la Salud y la FIFA para ayudar a detener la propagación del COVID-19.

1. Lavarte las manos 2. Toser con el codo flexionado 3. No tocarte la cara 4. Mantener una distancia física
5. Quedarte en casa si no te encuentras bien
Más información >

 

Palop, el héroe de Sevilla

Un tanto suyo en octavos salvó a su equipo de la eliminación y sus paradas en la final le dieron el título de la UEFA al conjunto hispalense.

Después de iniciar el contrataque en el tanto inicial de su equipo, Andrés Palop brilló con varias paradas impresionantes durante el partido. Pero guardó lo mejor para el final, cuando detuvo tres penaltis en la tanda que decidía el campeón. Por eso, el portero del Sevilla FC ha sido uno de los más destacados en la consecución de la Copa de la UEFA 2006/07 por parte del equipo hispalense, algo que quedará para siempre grabado en su corazón.

Excepcional
Palop fue fundamental ante el RCD Espanyol en Glasgow. El portero de 33 años lanzó un buen pase a Adriano Correia cerca de la línea de centro del campo que acabó en el tanto del brasileño en el minuto 18. Durante los siguientes 90 minutos estuvo esplendido, culminando su actuación deteniendo en la tanda de penaltis las penas máximas lanzadas por Luis García, Jônatas y Marc Torrejón. El Sevilla se hacía de nuevo con la Copa de la UEFA. El entrenador del Espanyol, Ernesto Valverde, no dudó en destacar al meta: “Palop es un portero excepcional, ha marcado la diferencia”.

Reconocimiento individual
Aun así, Palop fue más modesto en sus comentarios a pesar de ser nombrado jugador del partido. “Es importante recibir un reconocimiento individual pero que el equipo haya logrado el título es lo más importante. Estoy contento por haber contribuido realizando dos o tres buenas paradas durante el encuentro, me sentí en forma. Antes de la tanda de penaltis estaba nervioso, en ella cuenta mucho la intuición y la suerte, y ésta estuvo de nuestro lado esta noche. Me encanta haber quedado campeón delante de tantos aficionados sevillistas”, insistía el que fuera portero del Valencia CF. Su afición fue un estruendo durante todo el encuentro, y cuando Palop levantó el trofeo estalló de júbilo, al igual que el resto de los jugadores de la plantilla sevillista.

Camino difícil
El Sevilla estuvo cerca de no disputar esta final de la Copa de la UEFA, si no llega a ser por el gol que marcó Palop en el tiempo añadido del partido de vuelta de los octavos de final ante el FC Shakhtar Donetsk, cuando el resultado era un 4-3 global para el equipo ucraniano. El portero sevillista, tras un saque de esquina, remató de cabeza, poniendo el empate y llevando el partido a una prórroga que posteriormente superó el equipo andaluz. “Ha sido un torneo perfecto para mí. Marqué un gol, detuve penaltis y he creado ocasiones. Nunca olvidaré esta temporada”.

Arriba