El Benfica le quita a la Juve su final

Juventus - SL Benfica 0-0 (Global: 1-2)
Los lisboetas aguantaron en Turín y disputarán el choque decisivo de la UEFA Europa League ante el Sevilla.

El Benfica le quita a la Juve su final
El Benfica le quita a la Juve su final ©UEFA.com

El SL Benfica disputará la final de la UEFA Europa League después de lograr un empate sin goles en el campo de la Juventus. Así, y tras el 2-1 de la ida para los lusos, el conjunto italiano se queda sin su anhelada final, que se jugará el 14 de mayo en Turín.

Para buscar dicha final en el Juventus Stadium de Turín, la Juve salió con Carlos Tévez y Fernando Llorente en punta de ataque. En la medular, destacar la presencia de Kwadwo Asamoah en lugar de Claudio Marchisio. La defensa era la habitual de Antonio Conte, con Gianluigi Buffon defendiendo la meta loca. En los de Jorge Jesus, el delantero español Rodrigo fue el elegido para comandar el ataque lisboeta.

Fue el Benfica el que comenzó mejor el partido, si bien la primera ocasión cayó del lado local. En el 8', Jan Oblak tuvo que despejar a córner un disparo peligroso de Andrea Pirlo desde la frontal. A partir de entonces, el choque entró en una fase sin un claro dominador, siendo el Benfica el equipo que más sobaba la pelota. Los italianos, por el contrario, salían de manera fulgurante cada vez que recuperaban la pelota.

En el 36’, un remate de cabeza de Arturo Vidal en el segundo palo salió rozando el poste de Oblak. El Benfica se fue diluyendo con el paso de los minutos, y fueron los del Piamonte quienes terminaron más fuertes en el primer acto. En el 43', un remate de cabeza de Leonardo Bonucci no encontró portería. Y acto seguido, Luisão sacó bajo los palos el intento de Vidal con la cabeza. Así, con 0-0, se llegó al descanso en el Juventus Stadium.

Al contrario que en la primera mitad, fue el Benfica el que avisó primero en el segundo acto. En el 50', Rodrigo se hizo con una pelota dentro del área tras una prolongación de cabeza de Ezequiel Garay, pero el zurdazo del delantero español se marchó alto para alivio de la afición local. El tiempo pasaba y la Juve era incapaz de marcar un tanto que le metiera en la gran final del 14 de mayo. 

Entonces, en el 66', llegó uno de los momentos clave de la eliminatoria. El Benfica se quedó con un jugador menos al ver la segunda tarjeta amarilla Enzo Pérez. Los portugueses tenían que aguantar los últimos minutos del partido en inferioridad. Aun así, la Juve no arriesgó en exceso en busca de ese anhelado tanto. 

En el 81', Pablo Daniel Osvaldo, que acababa de saltar al campo, mandó al fondo de la red una dejada de Paul Pogba, pero el árbitro anuló el tanto por un fuera de juego del centrocampista francés. Antonio Conte decidió dar entrada a Giovinco y Claudio Marchisio en busca del gol, pero el Benfica se mostró muy sólido en defensa, liderados por el central argentino Ezequiel Garay.