Sergio Ramos quiere venganza en la vuelta

Sergio Ramos sabe que el Real Madrid fue superado en la derrota por 4-1 ante el Borussia Dortmund, pero está muy lejos de tirar de la toalla en la eliminatoria.

Sergio Ramos, en la rueda de prensa de este lunes
Sergio Ramos, en la rueda de prensa de este lunes ©Getty Images

No hay excusas. Sergio Ramos sabe que el Real Madrid CF fue superado la semana pasada por el Borussia Dortmund, pero está muy lejos de tirar de la toalla en la eliminatoria.

El Madrid cayó por 4-1 en el partido de ida de las semifinales de la UEFA Champions League ante el Dortmund en Alemania, así que ahora parece un poco lejos de alcanzar su primera final desde que levantó el título hace ya once años. El defensa Sergio Ramos ha estado en el Santiago Bernabéu durante gran parte de esos años y tiene muchas ganas de acabar con esta espera en la máxima competición europea de clubes.

"No hay motivación más grande que jugar una final de la UEFA Champions League", comentó Ramos, campeón de la Copa Mundial de la FIFA y de dos Campeonatos de Europa de la UEFA con España. "He estado aquí durante ocho años y nunca he jugado una. No hay nada mejor y tenemos que creer que podemos volver a ella".

Tan admirable como el optimismo de Ramos son las probabilidades de que el Madrid salga de la competición en la misma ronda por tercera campaña consecutiva. El equipo de Jürgen Klopp, que pasó la prueba de la fase de grupos como éxito, ha seguido impresionando en la fase de eliminatorias y permanece invicto en Europa esta temporada.

"Queremos revancha", añadió Ramos, que fue lateral derecho en el BVB Stadion. "Tenemos malos recuerdos del partido de ida y queremos jugar. Sabemos que nuestros seguidores nos animarán desde el primer minuto, pero eso no será de ninguna utilidad si no estamos centrados en el partido. Sabemos lo que tenemos que hacer y lo que sucedió en Dortmund. Conocemos la calidad de un equipo como el Borussia Dortmund".

"La clasificación será mucho más dura si ellos marcan. Es complicado para nosotros, pero si queremos estar en la final debemos superar a los mejores equipos. El resultado en Dortmund fue claro, no hay nada más que decir cuando se pierde como lo hicimos. Sólo tenemos que dar lo mejor de nosotros", concluyó el jugador de 27 años.