El regreso del fútbol: UEFA está preparando una vuelta segura de sus competiciones de élite.
Más información >

 

Duro trabajo para obtener la recompensa

España saldó su debut en el Campeonato de Europa Sub-21 de la UEFA con triunfo gracias a la diana en el minuto 82 de Álvaro Morata, que no dudó en expresar su alegría tras el encuentro, así como Isco y Montoya.

Duro trabajo para obtener la recompensa
Duro trabajo para obtener la recompensa ©UEFA.com

Con la sensación de alivio y una medio sonrisa, así acabaron todos los jugadores de España su partido de debut en el Campeonato de Europa Sub-21 de la UEFA tras derrotar a Rusia en un duro choque que se decidió con la diana de Álvaro Morata en el 82 y que el propio delantero del Real Madrid CF definió como "ha puesto un balón muy bueno Thiago y lo he conseguido meter y muy contento porque era importante ganar", mientras que en el lado ruso Denis Cheryshev lamentó el desenlace en el tramo final.

Álvaro Morata, delantero de España
Estoy muy contento porque hemos conseguido ganar y era importante empezar así. Ha puesto un balón muy bueno Thiago y lo he conseguido meter y muy contento porque era importante ganar.

[En referencia a empezar el partido en el banquillo] Se vive con más nervios porque no eres tú el que puede correr o meter la pierna, pero entre todos aquí somos un equipo y confiamos en los demás. Era muy importante empezar ganando porque en este tipo de torneos no puedes tener un mal partido y mucho menos dejarte puntos en el primero porque te puede hacer no estar en la siguiente fase.

Isco, centrocampista de España
Siempre el primer partido de una competición es muy importante y te marca de cara a los siguientes partidos y es importante empezar con buen pie y nosotros lo hemos hecho. Rusia nos lo han puesto muy difícil, han estado casi todo el partido con marcaje al hombre durante todo el campo y al final una acción de estrategia ha decidido el partido.

[Sobre el marcaje al hombre que Rusia le efectuó en la primera parte] Al principio la presión ha sido muy intensa y luego en la segunda parte he caído un poco más a la izquierda y me he sentido bastante más cómodo.

Martín Montoya, defensa de España
Ha sido un partido muy difícil. Rusia desde el primer momento ha salido cerrada atrás, se ha juntado y buscaba que no atacásemos y al final ha salido todo bien. Hemos tenido ocasiones antes para poder meter, pero hasta los últimos minutos no hemos podido materializarlo.

Rusia sólo buscaba el contragolpe y estaban bien muy juntos para que no tuviésemos ocasiones. Hemos tenido la suerte de conseguir los tres puntos y ahora a pensar al siguiente encuentro para tratar de clasificarnos ya.

Ellos tenían jugadores únicamente para defender, a Isco le han marcado desde el primer minuto al hombre porque saben que es un jugador importante, pero nosotros hemos sabido aprovechar los espacios en otros sitios. La segunda parte se han cansado y hemos visto más huecos.

Taras Burlak, defensa de Rusia
El equipo entero luchó y, lo más importante, siguió el plan del técnico. Por desgracia sólo un error decidió el resultado. En general hicimos todo lo que pudimos, pusimos nuestro corazón y luchamos. España es el equipo más fuerte y probablemente es bueno que únicamente recibiésemos un gol.

En el vestuario hablamos sobre quién debía cubrir la acción [en el gol de Morata], pero ya no se puede volver atrás. Yo estaba cerca de él, pero marcaba a otro jugador.

El juego español cuenta con una gran presión. No pudimos hacernos con la pelota. Nos hemos cansado de defender todo el tiempo, y por ello no pudimos aplicar el contragolpe.

Denis Cheryshev, delantero de Rusia
El plan era claro. Sabíamos que era difícil ante España. No hemos hecho nuestro mejor partido. Creo que no estuvimos lo suficientemente fuertes en ataque, pero jugamos bien atrás.

También he jugado para mi club en esta posición [delantero centro], por lo que no me sorprendió. Para ser honesto, fue muy difícil conseguir la pelota. Casi todo el tiempo estuve corriendo en ataque. En la segunda mitad volví a mi sitio habitual, en el extremo diestro, empecé a recibir el balón más y creo que mejoré. Al mismo tiempo, los españoles nos cubrieron muy bien y no pudimos crear el contragolpe.

Arriba