Un lejano recuerdo motiva a Noruega

Bjarne Berntsen, actual vicepresidente de la federación noruega, fue uno de los jugadores de aquella selección que sorprendió a Inglaterra en 1981. Ahora ambos combinados se medirán en el Grupo A del Europeo sub-21.

Bjarne Berntsen estuvo con Noruega en aquella mítica victoria
Bjarne Berntsen estuvo con Noruega en aquella mítica victoria ©Sportsfile

Si los jugadores de la selección sub-21 de Noruega buscaban inspiración para su próximo partido del Grupo A frente a Inglaterra, no podrían haber hecho algo mejor que sentarse en Tel Aviv con un miembro de su propia delegación para vivir un viaje nostálgico hacia el pasado.

El actual vicepresidente de la Federación Noruega de Fútbol (NFF), Bjarne Berntsen, fue uno de los jugadores de aquella selección noruega que sorprendió a Inglaterra en un partido de la fase de clasificación de 1981 para la Copa Mundial de la FIFA, cuando la mitad del equipo estaba formado todavía por jugadores amateurs.

"Un momento histórico". Así es cómo lo recuerda Berntsen, por aquel entonces profesor en una escuela de primaria mientras jugaba en el Viking FK, tres décadas después de aquella victoria por 2-1 el 9 de septiembre de 1981, que supuso la primera victoria para Noruega en seis intentos frente a Inglaterra.

Fue un resultado que nadie podía haber anticipado después de la derrota por 4-0 en Wembley en el mes de septiembre. En dicho partido, tal y como Berntsen reconoce, mostraron "demasiado respeto" por una cultura futbolística muy admirada en el país nórdico. "El sábado de fútbol inglés siempre ha sido muy muy popular en Noruega", asegura Berntsen a UEFA.com. "Tuvimos nuestros ídolos y equipos desde la infancia. Había informaciones en los periódicos que decían que los jugadores noruegos estaban ya demasiado satisfechos con sólo ir a Wembley y tal vez aquello era un poco verdad".

Noruega celebra aquella histórica victoria
Noruega celebra aquella histórica victoria©Getty Images

La misión no empezó bien, con el lateral derecho Bryan Robson burlando a Berntsen para poner por delante a la Inglaterra de Ron Greenwood. "Yo era el último hombre al que tenía que superar", recuerda. "Afortunadamente, pudimos remontar con dos goles en la primera mitad". El primero llegó cuando Roger Albertsen tocó el balón para introducirlo en la portería de Tom Lund, tras un pase de Ray Clemence. Posteriormente, Hallvar Thoresen hizo el 2-1. "Tuvimos también grandes ocasiones en el segundo tiempo, ya que ellos se fueron al ataque. Contamos con muchos contraataques buenos y deberíamos haber marcado más goles".

El pitido final trajo consigo una de las piezas más famosas en lo que a comentarios futbolísticos se refiere para los aficionados noruegos e ingleses. Un emocionado Bjorge Lillelien, de la emisora estatal NRK, comenzó a mencionar los nombres de algunas celebridades inglesas del pasado y presente, desde Lord Nelson hasta Lady Di. Después llegó su plato fuerte, pronunciado en inglés: "Maggie Thatcher, ¿puedes oírme? Tus chicos se han llevado una paliza".

Kevin Keegan, ante Noruega
Kevin Keegan, ante Noruega©Getty Images

"Fue muy muy importante para nuestra nación que la pequeña Noruega demostrase que podía ganar a la gran Inglaterra. Lo más importante fue la motivación para la gente joven, hacerles ver que si crees lo suficiente puedes conseguir grandes cosas".

Conseguir esas grandes cosas es el objetivo para esta nueva generación de futbolistas noruegos, y Berntsen se muestra optimista. Ha estado involucrado en la gestión y administración en el fútbol durante gran parte de los últimos 30 años, tres de ellos como director general del Vikings y con funciones como primer entrenador de este equipo y de la selección femenina de Noruega. Para Berntsen, el actual equipo sub-21 se ha beneficiado del cambio de enfoque en el fútbol noruego, dirigido hacia el desarrollo de los más jóvenes.

"Tenemos la ventaja de que nuestros clubes han sufrido algunos problemas económicos", explica. "Tenemos un sistema de licencias muy estricto que no permite a los clubes que utilicen más dinero del que tienen, lo que significa que el dinero que gastaron hace cinco o seis años en jugadores extranjeros ahora se emplea para jugadores en desarrollo".

Inglaterra venció a Noruega en la clasificación
Inglaterra venció a Noruega en la clasificación©Getty Images

Para este otro partido frente a Inglaterra, Berntsen tiene esperanzas de que se produzca una victoria para Noruega este sábado en el Ha Moshava Stadium. Aunque el equipo de Tor Ole Skellerud no pudo superar a Israel, tiene consuelo le actuación del equipo ("Contamos con once grandes ocasiones y ellos tres") y encuentra un gran estímulo con la forma de jugar de Noruega en las dos estrechas derrotas ante Inglaterra en la fase de clasificación. "Quizá jugamos nuestro mejor partido de la fase de clasificación en Chesterfield", afirma. "Creemos que tenemos una oportunidad si tenemos un buen día".

"Si ganamos, Inglaterra estará eliminada, por lo que ellos tendrán muchísima presión. Sabemos que un empate puede ser bueno y una victoria un enorme resultado, porque Inglaterra llegó al torneo como una de las favoritas y pienso que los jugadores tienen mucha presión". ¿Inglaterra bajo presión? Suena exactamente igual que cierta noche en el otoño de 1981...